Derrota el demócrata Edwards al vicepresidente Cheney

miércoles, 6 de octubre de 2004
*Guerra contra Irak y lucha antiterrorista, eje del debate en que se apaleó al republicano Washington, 5 de octubre (apro) - La guerra contra Irak y la lucha internacional contra el terrorismo, que se suponía serían el argumento más sólido para la reelección de George W Bush, fueron las herramientas de que echó mano John Edwards, el senador por Carolina del Norte y candidato a la vicepresidencia por el Partido Demócrata, para derrotar a Dick Cheney, segundo en la Casa Blanca, en el debate que sostuvieron este martes en la ciudad de Cleveland, Ohio, en el marco de las elecciones del 2 de noviembre Los 90 minutos que duró el debate fueron suficientes para que Edwards demoliera al gobierno Bush-Cheney, al que en términos generales presentó como los manipuladores de la realidad en beneficio de los intereses de empresarios y hombres más ricos de Estados Unidos: “En este gobierno he visto el nivel más alto de hipocresía”, dijo Edwards en el debate al hablar de las justificaciones que usó Bush para lanzar la guerra unilateral contra Irak, provocando de inmediato la molestia e inconformidad de Cheney que, ante tal acusación, se vio limitado para refutar la calificación de su contrincante demócrata La victoria de Edwards sobre Cheney, que fue ratificada así por los sondeos rápidos que hicieron los medios de comunicación al término del debate, sorprendió a muchos analistas políticos y expertos en materia electoral, que habían vaticinado una férrea disputa en la sesión, tomando en cuenta la experiencia y estilo casi dictatorial del vicepresidente Edwards, a quien de entrada se le considera un excelente orador y político altamente articulado con respecto de Cheney, sorprendió a los electores estadunidenses con la táctica que utilizo para minimizar al vicepresidente El senador de Carolina del Norte echó mano de la misma táctica que utilizó John Kerry, el candidato presidencial demócrata, para derrotar a Bush en el primero de los tres debates, y que consistió en exponer la injustificación de los argumentos del actual gobierno de Estados Unidos para lanzar la guerra contra Irak Tal y como lo hizo Kerry en su debate contra Bush, el senador John Edwards puntualizo que la guerra contra Irak se realizó a nombre de la lucha internacional contra el terrorismo, bajo el argumento insostenible de que Saddam Hussein, el presidente iraquí, poseía armas de destrucción masiva, además de tener alianzas de cooperación con grupos terroristas como Al-Qaeda, que encabeza el saudita Osama Bin-Laden, presunto autor intelectual de los ataques del 11 de septiembre de 2001, a Nueva York, Washington y Pensilvania “Si a los inspectores de armas de Naciones Unidas les hubiesen dado más tiempo para investigar en Irak, hubiesen descubierto la verdad que ahora sabemos: que Hussein no tenía armas de destrucción masiva; que no tenía ninguna relación con los ataques del 11 de septiembre, ni con Al-Qaeda”, subrayó Edwards Pese a que el debate fue variado --incluyó la discusión de asuntos de política interna como economía, educación, reducción tributaria, salud y matrimonios entre homosexuales--, los momentos más ríspidos se dieron sobre el tema de Irak y los intereses creados en esa guerra por parte del vicepresidente y su relación con su antiguo empleador, la empresa Halliburton Edwards le recriminó a Cheney el que cuando era uno de los presidentes ejecutivos de Halliburton, antes del 2000, cabildeó a favor de levantar las sanciones económicas impuestas a dos países, presuntos promotores del terrorismo internacional, Irán y Libia “Estos son dos países enemigos de Estados Unidos, y Halliburton está siendo objeto de una investigación judicial por el presunto delito de cohecho a funcionarios del gobierno para beneficiar a esas naciones No sólo eso, ahora Halliburton se hizo meritorio de contratos por 7 mil 500 millones de dólares por prestar servicios en Irak Los hechos son que la empresa del vicepresidente, de la que fue directivo ejecutivo, ha hecho negocios con enemigos extranjeros, y han pagado millones dólares por las multas que les han impuesto por proveer información errónea”, enfatizó Edwards A menos de un mes de las elecciones presidenciales, las derrotas de los republicanos en los primeros debates no han hecho mella en las encuestas sobre las tendencias del electorado estadunidense, tomando en cuenta que Bush se mantiene al frente de los sondeos frente a Kerry, no obstante que faltan dos debates entre los candidatos a la presidencia, el del próximo viernes 8 de octubre y el del miércoles 13

Comentarios