"Alta prioridad" para el tema migratorio, promete Powell

miércoles, 10 de noviembre de 2004
* El gobierno de Bush sigue comprometido a concretar un acuerdo, dice México, D F, 9 de noviembre (apro)- El gobierno de Estados Unidos sostuvo que el tema de una reforma a las leyes de inmigración será de “alta prioridad” durante el segundo periodo presidencial del presidente George W Bush “El gobierno del presidente Bush sigue comprometido a concretar un acuerdo migratorio”, declaró Colin Powell, secretario de Estado norteamericano en el marco de la 21 reunión de la Comisión Binacional México-Estados Unidos En conferencia de prensa ofrecida al terminar dicho encuentro, Powell, acompañado del canciller mexicano Luis Ernesto Derbez, subrayó, sin embargo, que la concertación de una reforma a las leyes de inmigración en su país dependerá también de las iniciativas y acciones que tome al respecto el próximo Congreso federal que iniciará sus sesiones en la primera semana de enero de 2005 “Confiamos en poder trabajar con el Congreso a partir de enero para empezar a explorar los mecanismos que nos lleven a lograr un acuerdo”, subrayo Powell La delegación estadunidense que asistió a la 21 Comisión Binacional, reiteró que el proyecto de Bush es crear un programa de empleo temporal para trabajadores mexicanos, pero sin que éste conlleve la regularización migratoría de varios millones de trabajadores indocumentados de México que viven y laboran en Estados Unidos desde hace varios años “El presidente (Bush) habló el 7 de enero de 2004 sobre su propuesta de poner en contacto a trabajadores dispuestos a laborar en Estados Unidos con empleadores potenciales La administración del presidente Bush trabajará estrechamente con el nuevo Congreso sobre la reforma migratoria”, señaló en un comunicado la embajada de Estados Unidos en México La propuesta de Bush dista mucho de la que exigió en 2001 el presidente Vicente Fox Durante una visita a Washington, el mandatario mexicano exhortó a su homólogo estadunidense a concretar un acuerdo para regularizar el estatus migratorio de más de 6 millones de indocumentados mexicanos que viven en Estados Unidos, así como crear programas de empleo temporal para otros cientos de miles de trabajadores mexicanos que emigrarían para ocupar plantas de empleo en el sector agrícola y de servicios En enero pasado, Bush lanzó una propuesta de reforma migratoria que, sin embargo, no contempla dicha regularización de trabajadores indocumentados “No será una amnistía”, a dicho en varias ocasiones el mandatario estadunidense Su programa daría empleo temporal a mexicanos, pero sólo por un plazo de tres años, después de los cuales tendrían la opción de renovarlo, pero sin que fuese un mecanismo para legalizar su estadía en ese país El proyecto fue bautizado como “tres años y te vas” El canciller mexicano se mostró complacido con la palabra de Powell de que el tema migratorio saldrá de la lista de pendientes de Bush, pero se abstuvo de hacer comentarios sobre la oferta de Washington Durante la 21 Comisión Binacional –celebrada en esta ocasión en la Ciudad de México--, los representantes del Gobierno de México y de Estados Unidos abordaron los temas relevantes de la agenda común: seguridad, empleo, educación, transporte, medio ambiente, desarrollo urbano transfronterizo, vivienda para migrantes, salud, ciencia y tecnología El encuentro concluyó con la firma de cuatro documentos El primero: una Carta de Intención para Desarrollar Acciones de Cooperación entre las Entidades Federativas en Materia de Protección Ambiental y Desarrollo Sustentable; el segundo: una Carta de Intención para el Desarrollo y la Colaboración en una Estrategia Integral para el Manejo Ambientalmente Adecuado y Sustentable de Llantas de Desecho a lo largo de la frontera entre México y Estados Unidos; el tercero, un Memorándum de Entendimiento para la Cooperación en Materia de Conservación, Protección y Aprovechamiento Sustentable de los Recursos Naturales; y el cuarto: un anexo que ya constituye el VIII Anexo al Memorándum de Entendimiento sobre Educación Encabezada por Powell, la delegación estadunidense estuvo formada por los secretarios Tom Ridge, de Seguridad Interior; Norman Mineta, de Transporte; Rod Paige, de Educación; Alphonso Jackson, de Vivienda y Desarrollo Urbano; y Michael Leavitt, Administrador de la Agencia de Protección al Medio Ambiente El Gobierno de México informó también que se hizo una evaluación de los resultados obtenidos del acuerdo para la protección de los derechos laborales de los trabajadores mexicanos, sin importar su calidad migratoria, y se acordó suscribir “en breve” un acuerdo entre la Cancillería y el Departamento de Agricultura que permitirá a los migrantes mexicanos que residen y trabajan en áreas rurales tener acceso a los programas de vivienda que ofrece el gobierno estadunidense

Comentarios