Análisis político: Río revuelto mediático

lunes, 8 de marzo de 2004
México, D F, 8 de marzo (apro)- Un video “mata” a una nota o a una declaración No hay nada más contundente que ver grabada una situación irregular En un gobierno mediático, que se conduce de acuerdo con las encuestas y utiliza los medios electrónicos para mantener la popularidad, los videos filmados a escondidas se han vuelto de tal eficacia, que han puesto a temblar al gobierno que encabeza Andrés Manuel López Obrador y al Partido Verde Ecologista de México (PVEM) Se sabe quien o quienes filmaron tanto el video que involucra al PVEM como el que sacudió al gobierno de Andrés Manuel López Obrador y al Partido de la Revolución Democrática (PRD), pero no se sabe a ciencia cierta (en este último caso) quién los distribuyó En el caso de René Bejarano, fue un panista el que lo puso en manos del payaso Brozo, pero ¿quién se lo dio a Federico Doring? En el caso del secretario de Finanzas, Gustavo Ponce, no se sabe quién y cómo se filmó su viaje a Las Vegas Aunque vivimos prematuramente el proceso de sucesión presidencial, los golpes bajos están lejos de ser prematuros, corresponden al momento exacto en el que los grupos que se pelearán el poder están calentando el ambiente El primer impacto de los videos delatores es de estupor, luego indignación, y terminan por generar incertidumbre De acuerdo con una encuesta telefónica realizada por el periódico Reforma, la imagen de honestidad de Andrés Manuel López Obrador cayó 29 puntos a escala nacional En realidad el impacto ha generado una suerte de subida de espuma que impide ver con claridad el fondo, por lo que habrá que esperar que las cosas vuelvan a su nivel, lo que revelará, quizá, una situación todavía más preocupante Los medios impresos, principalmente los periódicos, han tenido que depender de la información que se genera en los medios electrónicos El video que se exhibió el miércoles por la mañana, en el programa de Brozo, generó una caída en tobogán, que no termina, de algunos personajes políticos, lo que eventualmente se convirtió en la noticia principal Todavía es muy pronto para saber quién gana o quién pierde con esta agitación mediática También es impensable que los responsables de los programas televisivos, para limpiar el ambiente, revelen la procedencia de los videos

Comentarios