Denuncian posible fraude en la Universidad de Tamaulipas

viernes, 23 de abril de 2004
* Un legislador solicitó a la PGR indague el manejo discrecional de recursos Ciudad victoria, Tamps , 22 de abril (apro)- Por años, la Universidad Autónoma de Tamaulipas aparentemente sólo ha estado reportando 10% de los ingresos que obtiene por concepto de inscripciones escolares, aseguró el diputado local Luis Alonso Mejía Dijo que en la denuncia que presentó ante la Procuraduría General de la República (PGR), ha solicitado que peritos contables de esa dependencia revisen la contabilidad y reportes financieros de la casa de estudios tamaulipeca, pues considera que además de que podría haber en esto un fraude, también estarían ingresando recursos que se manejan discrecionalmente El legislador anexó a la demanda un comprobante de depósito bancario realizado por un alumno de esa institución, en el que se reporta el pago de 3 mil 300 pesos por concepto de inscripción de ingreso en la cuenta 118000866 de Banca Afirme Sin embargo, cuando ese mismo alumno pidió una factura para comprobar fiscalmente su inscripción, recibió un documento oficial en el que aparece el Registro Federal de Causantes de la UAT –UAT 670315518-- y los conceptos que cubrió su pago, pero sólo por la cantidad de 320 pesos, es decir, 10% de lo que realmente depositó en el banco En esta factura se señala que por pago de inscripción, la UAT sólo cobra 140 pesos por colegiatura, 80 pesos por la credencial de estudiante, 50 pesos por seguro de vida y otros 50 por examen de admisión Aunque los comprobantes que anexa a la demanda son de los años 1999 y 2000, Alonso Mejía aseguró que esta práctica sigue vigente aún en la actual administración, y que incluso en muchas ocasiones se les niega a los estudiantes la posibilidad de obtener una factura El año pasado, ya en la administración de Lavín Santos del Prado indicó que el mismo alumno trató de obtener una factura, “y simplemente le dieron vueltas para no entregarla” Estos documentos ponen en evidencia una irregularidad, manifestó el diputado, pues podría ser que la casa de estudios tamaulipeca sólo reporte esas cantidades por inscripciones, que van entre los 160 y 200 pesos por colegiaturas, cuando realmente los alumnos están pagando otras cantidades mucho mayores Además, agregó el legislador panista, otro de los puntos que pretende que investigue la PGR sobre la actual administración rectoral es por qué desapareció en el 2003 el superávit que se tenía año con año en el periodo de Humberto Filizola Haces En los estados financieros del 2001 y 2002, durante la administración de Filizola, el superávit reportado anualmente ascendía a más de 500 millones de pesos, pero en el reporte entregado por Lavín desaparecieron ese renglón, no reporta nada “Aquí no podemos creer que Filizola era un santo y que por eso reportaba que le sobraba tanto dinero, aquí lo que estamos temiendo es que sí igual hubo un superávit, pero no lo reportaron, se quedaron con él o no sabemos”, mencionó

Comentarios