Pinochet: nuevamente al banquillo tras ser desaforado

sábado, 29 de mayo de 2004 · 01:00
* Deberá responder por la desaparición de opositores en el marco de la Operación Cóndor Santiago de Chile, 28 de Mayo (apro) - La mañana de este viernes 28 de mayo fue un día muy especial en la historia de los derechos humanos en Chile Desde tempranas horas se agolparon en el Palacio de los Tribunales de Justicia de Santiago, cientos de personas, entre abogados, estudiantes, familiares de ejecutados y detenidos-desaparecidos, que estaban expectantes del resultado de la sesión plenaria de la Corte Suprema, que por vez primera analizaba en un caso específico --el de la desaparición del obrero Miguel Sandoval-- si aplicaría o no la ley de amnistía, dictada por el gobierno militar, en 1978 y que buscaba eximir de responsabilidades penales a los autores de violaciones a los derechos humanos ocurridos en los primeros cinco años de la dictadura militar En el mismo edificio y a la misma hora que la Suprema analizaba esa importante causa, el pleno de la Corte de Apelaciones fallaba, para sorpresa de todos, el desafuero del general Augusto Pinochet, como consecuencia del proceso judicial conducido por el juez Juan Guzmán, y que tiene por objetivo esclarecer y juzgar la desaparición de decenas de personas, ocurrida a mediados de los setenta en el contexto de la Operación Cóndor Esta era una red que funcionó tanto en Chile como en otros cuatro países sudamericanos, cuyos servicios de inteligencia se coordinaron para reprimir criminalmente la oposición a los gobiernos de facto que por aquel entonces asolaban la región La resolución fue votada por 14 sufragios a favor y 9 en contra, fundándose el fallo, que aún no es redactado, en “hechos públicos y notorios”, como señaló a Apro el abogado querellante Juan Pavín Entre estos hechos destaca una entrevista dada hace un año por el general a un canal de televisión de Miami En ella, Pinochet se definió a sí mismo como un “ángel patriótico que no tiene que pedirle perdón de nada a nadie” Este hecho, junto con otras apariciones en público, constituyeron en sí mismas un mentís a los antecedentes médicos que lo habían librado de ser juzgado hace un par de años atrás, por padecer una supuesta “demencia progresiva e incurable” En medio de los abrazos y gritos de júbilo de los manifestantes, el abogado Pavín señaló “que la Corte de Apelaciones juzgó que ya no es válido el argumento de demencia, debido a que Pinochet ha demostrado tener capacidad para administrar una cuantiosa fortuna, para manejar tarjetas de crédito y realizar compras, para designar abogados y para dar entrevistas y recordar hechos del pasado reciente y no tan reciente” En lo que atañe al fondo del asunto, la Corte consideró que existen sospechas fundadas de la participación de Pinochet en la organización y ejecución del delito investigado, por lo que consideró oportuno que el juez Guzmán siga adelante en sus indagatorias, dejando para otro momento la revisión del estado de salud del general Pinochet ha enfrentado docenas de casos judiciales, pero sólo en una ocasión había sido desaforado de su calidad de senador de la República Esto sucedió en el juicio por los crímenes cometidos por la Caravana de la Muerte, proceso que también estuvo a cargo del juez Juan Guzmán En esa ocasión, la Corte Suprema, recogiendo el informe emanado del Servicio Médico Legal, decidió eximirlo de responsabilidad por razones de salud, lo que inhibió a los jueces y ministros de cortes de someterlo a juicio nuevamente Esa sentencia ha impedido desde entonces que el exdictador sea juzgado en otros casos, como el proceso por homicidio del excomandante en jefe del ejército, Carlos Prats, y en el juicio por el asesinato de la cúpula del Partido Comunista ocurrida en 1976 En ambas ocasiones, la Corte de Apelaciones rechazó el desafuero, amparándose en el fallo de la Suprema que lo declaraba inimputable Debido a estos antecedentes, nadie pensaba que algo podría cambiar en esta ocasión, pero la imprudencia y arrogancia de Pinochet no pasaron desapercibidas para los ministros de la Corte, que vieron cómo el exdictador “se burlaba de los fallos judiciales a vista y paciencia de la opinión pública nacional y mundial”, como señaló a Apro, Humberto Lagos, abogado del Programa de Derechos Humanos del Ministerio del Interior Lagos dio gran importancia a este fallo, porque “da cuenta que la justicia en Chile está operando, lo que va a significar un alivio para las víctimas y sus familiares, y una importante señal para otros casos que se llevan adelante en contra del general Pinochet” Este desafuero de Pinochet fue en su calidad de expresidente de la República, a diferencia del anterior, en el cual se le había despojado de su fuero de senador, posición a la que renunció hace un par de años Reacciones El abogado Ambrosio Rodríguez, quien está a cargo de la defensa de Pinochet, señaló, tras conocer la resolución, que ésta “pasa por encima de una sentencia ejecutoriada por la Corte Suprema, y que rompe la doctrina establecida para este caso por la misma Corte de Apelaciones” Agregó que Pinochet toma esta sentencia “con la entereza que siempre ha tenido y reiterando su confianza en los tribunales” El comandante en jefe del ejército, general Juan Emilio Cheyre, señaló al ser consultado cuál era su parecer respecto de este fallo: que él no acostumbra a pronunciarse respecto de resoluciones de la justicia, “aunque me duele que como sociedad no logremos desentrampar el pasado” Por su parte la vicepresidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos, Viviana Díaz, quien se veía muy contenta con la noticia, señaló que esto “le va a hacer muy bien a nuestro país, ya que indica que nadie, ni siquiera Pinochet, está por sobre la ley” Con este fallo de desafuero, el ya emblemático juez Guzmán podrá seguir adelante con la causa, estimándose que prontamente citará a Pinochet a un interrogatorio Esto, sin embargo, está sujeto a que la casi segura apelación que haga la defensa del general a la Corte Suprema, no llegue a buen puerto Por otra parte, el fallo del pleno de la Corte Suprema, respecto de la aplicación de la ley de amnistía, quedó en acuerdo, no habiendo trascendido aún a la opinión pública lo decidido

Comentarios