Calla el PRD el motivo de sus reuniones con los cubanos

miércoles, 5 de mayo de 2004
* Por “estrategia política” no lo revela, dice * En las charlas no hubo nada ilegal, afirma * Sí lo es que espíen al partido, aclara México, D F, 4 de mayo (apro)- En las oficinas centrales del PRD, en Monterrey 50, nadie quiere hablar sobre el contenido de las pláticas que sostuvieron Leonel Godoy y Carlos Navarrete con representantes del Partido Comunista Cubano, en abril pasado No aceptan revelar las charlas por “estrategia política”, afirmó el secretario de Organización del PRD, Guadalupe Acosta Naranjo “El partido pudiera declarar públicamente lo que se platicó, pero lo que nos intriga es saber si Gobernación nos está espiando, si los teléfonos de nuestras oficinas están ‘alambreados’, si la sede nacional del partido es espiada y si se está persiguiendo a Leonel (Godoy) y a (Carlos) Navarrete “De ahí que hemos decidido guardar un silencio estratégico para que la Secretaría de Gobernación y la Procuraduría General de la República expliquen las sospechas que han tendido sobre nuestro partido y que si tienen grabaciones que las muestren, porque de antemano sabemos que no hay nada ilegal, pero sí es ilegal que ellos nos espíen” Acosta Naranjo informó que Leonel Godoy Rangel y Carlos Navarrete Ruiz, presidente y secretario general del PRD, fueron los miembros del CEN de su partido que se reunieron con José Arbesú y Pedro Lobaina, jefe del Área del Departamento de Relaciones Internacionales del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y el encargado de la sección mexicana de ese aparato Según el funcionario perredista, en el intercambio de información de Godoy y Navarrete con demás miembros del CEN “no recuerdo que se hablara de la estancia de Carlos Ahumada en Cuba, y si se tratara el caso, suponiendo sin conceder, ¿cuál es el problema? ¿Acaso no tenemos derecho como partido legalizado a compartir opiniones con compañeros de toda la vida como son los comunistas cubanos? ¿O el gobierno federal no quería que deportaran a Ahumada?” Acosta Naranjo, ubicado como miembro de la corriente de Nueva Izquierda que encabeza Jesús Ortega, puntualizó que durante la visita de los dirigentes comunistas cubanos “Andrés Manuel López Obrador no se reunió con ellos; si alguien tiene olfato para esas cosas es él, y por lo mismo no hubo ningún contacto con su gobierno” Para el funcionario partidista, la reacción del gobierno de Vicente Fox frente al gobierno de Fidel Castro y el PRD, representa un “preocupante golpe de la ultraderecha” Desde su punto de vista, “el grupo ligado a El Yunque (organización clandestina de derecha), distinto al que pertenece (Santiango) Creel está ganando la batalla interna en el gobierno del Vicente Fox, por eso se van contra Cuba y contra el PRD, para intentar golpear a Andrés Manuel, se están curando en salud y evidencian la complicidad de altos funcionarios del PAN con Carlos Salinas” Por lo pronto, lo que se aprecia es que parte de la reacción del gobierno de Vicente Fox, “es el temor de lo que ha declarado Ahumada en Cuba, información que podría implicar a los panistas o peor aún al presidente Vicente Fox, en un complot contra Andrés Manuel y contra el PRD, lo que lo pondría en el mismo nivel en que estuvo Richard Nixon en el Watergate” Escandalizado por el curso en el que desembocó el caso Ahumada, Acosta Naranjo destacó que en abril el PRD tuvo reuniones con miembros de la embajada estadunidense, “¿y a poco a los gringos los van a expulsar?”, preguntó Surgido de Punto Crítico, organización de izquierda formada en los años setenta, Acosta Naranjo resaltó que desde los años sesenta, “los lazos entre organizaciones de izquierda mexicana, el PC cubano y el gobierno cubano han sido muy estrechos, y nunca han sido ilegales” Tal es la cercanía que actualmente miembros del PRD “nos reunimos con frecuencia con amigos de la embajada o cubanos que vienen de visita, no sólo para intercambiar asuntos propios de nuestros partidos sino que compartimos amistad, bohemias, intercambio cultural, apoyo de todo tipo, siempre dentro de los marcos legales” La cercanía es tal, dijo, que por lo menos una vez al mes, dirigentes del PRD se reúnen con miembros de la embajada, funcionarios o dirigentes partidistas cubanos Acosta Naranjo presume una foto suya tomada el año pasado junto al presidente Fidel Castro “Ahora resulta que es ilegal reunirse con Castro y yo tanto que presumo esta foto”

Comentarios