Cinco acusados de secuestro resultaron inocentes

miércoles, 30 de junio de 2004
* La PGJ de Chiapas los mantuvo encarcelados cuatro años * Fue “un error” de la pasada administración: Herrán Tuxtla Gutiérrez , Chis, 29 de junio (apro)- La Procuraduría General de Justicia de Chiapas mantuvo encarceladas durante cuatro años a cinco personas acusadas de secuestro y homicidio calificado, una de ellas, incluso, sentenciada a 15 años de prisión, hasta que descubrió que no eran responsables del delito imputado El procurador Mariano Herrán Salvatti, se lavó las manos del error y la injusticia que sufrieron los cinco detenidos, ya que, dijo, el “abuso de autoridad” fue cometido por agentes, ministerios públicos y judiciales de la anterior administración Y para que no quedara duda, adelantó que los responsables del juicio serán llamados a declarar y “probablemente procesados por estas irregularidades” Herrán Salvatti explicó se trata del secuestro y posterior asesinato del ganadero Isaú Moreno Trujillo, ocurrido el 18 de marzo de 2000 Los verdaderos responsables, según el procurador, se encuentran arraigados en una casa de seguridad, por lo que dijo que el caso “quedó totalmente esclarecido” Con base en las declaraciones ministeriales de los arraigados, el sábado pasado, el personal de la Unidad Especializada Contra la Delincuencia Organizada y la Coordinación de Servicios Periciales localizó los restos óseos de Moreno Trujillo, mismos que fueron identificados por sus familiares, independientemente que serán corroborados mediante los medios periciales para determinar su plena identidad, aclaró el procurador El sábado 18 de marzo del año 2000, alrededor de las cinco de la mañana el ganadero Moreno Trujillo fue secuestrado en la ciudad de Villaflores, cuando se dirigía a un estacionamiento para trasladarse a su rancho Los secuestradores lo interceptaron a bordo de un vehículo de color blanco y se lo llevaron al rancho Las Palomas, por el rumbo de la colonia Domingo Chanona, en donde los plagiarios lo mantuvieron en cautiverio mientras realizaban las negociaciones con los familiares “En ese año las autoridades ministeriales realizaron las investigaciones correspondientes que llevaron a la identificación de probables responsables, motivo por el cual fueron consignadas cinco personas y se solicitaron órdenes de aprehensión en contra de seis más por este secuestro, sin embargo, nunca apareció el secuestrado ni el cadáver”, dijo el procurador Las versiones de los primeros detenidos, fueron confusas, ya que ninguno supo nunca dónde estaba el cuerpo; unos afirmaron que en el municipio de Acala, en una cueva, y solamente uno manifestó que dio muerte a Isaú Moreno Trujillo de dos balazos en la cabeza La víctima era un activo promotor de la campaña electoral del actual mandatario Pablo Salazar Mendiguchía, en el 2000, por lo que al inicio de su gestión, ante los familiares de la víctima el gobernador se comprometió a agotar todas las líneas de investigación “para el total esclarecimiento y hallazgo de los restos óseos” La PGJ asignó a un grupo de agentes de la Unidad Especializada contra la Delincuencia Organizada que emprendió una “exhaustiva investigación, reconstruyendo cada detalle de la vida de Isaú Moreno Trujillo, su entorno social y el de su familia”, lo que permitió llegar a lo que hoy Mariano Herrán Salvatti calificó como un asunto “totalmente esclarecido” El personal de la UECDO localizó y presentó a los cinco “verdaderos probables responsables” de estos hechos, quienes responden a los nombres de Francisco Javier Moreno Aguilar, Eli Gómez Ruiz, Artemio Fernández Gutiérrez, Mario Cuello Aguilar, Roger Grajales Hernández, este último dueño del rancho donde la víctima estuvo recluida Los detenidos señalaron que al ver que había mucho movimiento de la policía y escándalo en la población de Villaflores, decidieron ahogar a Moreno Trujillo un jagüey Posteriormente lo inhumaron clandestinamente, aunque cobraron el rescate Indicaron que tiempo después los restos óseos fueron exhumados del rancho Las Palomas y trasladados al rancho El Brasil, propiedad del mismo Isaú Moreno Trujillo, en donde el sábado pasado fueron localizados Tras inspeccionar el cadáver, se detectó que este no tenía ningún balazo de los dos que supuestamente le había dado uno de los cinco detenidos en Cerro Hueco y que ahora resultaron inocentes El procurador dijo que las cinco personas recluidas en el penal de Cerro Hueco, son inocentes y serán liberadas en las próximas horas (con información de Isaín Mandujano)

Comentarios