Justifica Fox sus acciones de gobierno en cuatro años

sábado, 3 de julio de 2004
* “Es demasiado pronto para pensar en promesas no cumplidas”, afirma México, D F, 2 de julio (apro)- Es “demasiado pronto para pensar en los primeros resultados del cambio, como promesas no cumplidas de la democracia”, consideró el presidente Vicente Fox, al justificar las acciones emprendidas por su gobierno, a cuatro años de que ganó la Presidencia de la República en las históricas elecciones que lograron que el PRI dejara el poder, después de 71 años de ejercerlo “Debemos tener confianza en que con el transcurso del tiempo la democracia alcanzará supremo significado de gobierno”, pidió el presidente, aunque no mencionó si eso sucederá durante o después de su sexenio Este 2 de julio, además de celebrar que llegó a la Presidencia en el 2000, Fox festejó su tercer aniversario de casado con Marta Sahagún y 62 años de vida A pesar de que sólo restan dos años para que termine su sexenio, el mandatario federal sostuvo que “lo que estamos viviendo obedece a un proceso de adaptación política que contempla ensayos y errores” Sin embargo, las críticas al presidente han sido por no cumplir con lo que prometió durante su campaña por la Presidencia En ese entonces aseguró que lograría un crecimiento económico de 7%, incentivaría el empleo y no privatizaría el sector energético, entre otras cosas, además de resolver el caso del EZLN en 15 minutos Tomando en cuenta los tres años anteriores, Fox durante su administración no ha logrado rebasar el 3% de crecimiento económico anual; la cifra de desempleo aumentó a 40 mil e incentivó el Programa de Retiro Voluntario que ya había sido aplicado por anteriores gobiernos priistas, pero en menor proporción e impulsó una reforma energética tendiente, según sus detractores, a privatizar la industria eléctrica que, por cierto, no ha sido aprobada por el Congreso de la Unión, debido a que diputados priistas y perredistas se oponen a la iniciativa Este es un momento de ajuste, en el que debe imperar la prudencia de las instituciones políticas, estableció Fox en una reunión con integrantes del Gabinete Legal y Ampliado, en el salón Adolfo López Mateos de Los Pinos “Sin perder identidades políticas ni capacidad crítica, avancemos en lo mucho que nos une Es ahí en donde está el sustento de las naciones más justas, más eficaces, más democráticas, con mejores niveles de vida”, sostuvo En su discurso, conmemorativo de su triunfo electoral del 2 de julio de 2000, Fox aseguró que ese día la alternancia en el poder dejó de ser “una posibilidad formal” para convertirse en una realidad que dio a la ciudadanía la oportunidad de participar de manera activa en la definición del rumbo político del país Aseguró que ese día será recordado “como el día de la participación y la esperanza en la que confirmamos nuestra voluntad de vivir en un Estado de derecho y asumir una responsabilidad de trabajar juntos por el bien de México” En este proceso, la función de su gobierno ha sido el de “ser fiel intérprete de la ciudadanía” y ha hecho al ciudadano “parte de las decisiones que les afectan”, según dijo En el marco del escándalo protagonizado por la Lotería Nacional, debido a la creación del Fideicomiso Transforma México que entregó 110 millones de pesos a asociaciones civiles y de asistencia privada, de manera ilegal, según consideró el 29 de junio la Auditoría Superior de la Federación, Fox comentó que la democracia participativa la construyen los ciudadanos y es capaz de sustituir intereses privados por bienes públicos, porque la democracia fuerte “tiene un gran poder transformador” De ese modo, aseguró que durante cuatro años “todos hemos sido beneficiarios del éxito de la democracia” Sin embargo, a manera de deslinde, dijo que si ésta “hoy avanza o retrocede, será asunto atribuible a cada uno de nosotros” y en especial a quienes actúan en la vida pública”

Comentarios