Guerrero, la confrontación del PRD

lunes, 2 de agosto de 2004
* Zeferino Torreblanca y Armando Chavarría, cartas fuertes * Por fin, posibilidades reales del PRD de ganar la gubernatura Acapulco, Gro , 02 de agosto (apro)- Todavía no resuelve el PRD el conflicto de la candidatura a la gubernatura en Tlaxcala –donde la esposa del gobernador Alfonso Sánchez Anaya, María del Carmen Ramírez, ganó la candidatura en una consulta--, cuando en Guerrero se desarrolla una confrontación más entre aspirantes perredistas Desde principios de año, Guerrero es visto por la dirigencia nacional del PRD “como el fruto maduro a caer a las manos del partido” –diría Carlos Navarrete, secretario general-- en las elecciones que se llevarán a cabo en febrero del 2005, porque ese partido gobierna a 60% de los guerrerenses, que habitan 30 municipios, entre ellos Acapulco, Zihuatanejo e Iguala, los más importantes económicamente en el estado Las posibilidades reales de ganar la gubernatura guerrerense han enfrentado a los dos aspirantes más fuertes, el diputado federal y exalcalde perredista de Acapulco, Zeferino Torreblanca Galindo, y el senador Armando Chavarría Barrera En tanto que el popular Félix Salgado Macedonio ha decidido declinar a sus aspiraciones de contender por tercera vez, y busca respaldar una “candidatura de unidad”, y con ello evitar la consulta abierta a la población, programada para el 15 de agosto próximo El pleito entre ambos se declaró la semana antepasada, cuando el CEN del PRD filtró los resultados de una encuesta que favorece a Torreblanca Galindo con 53 puntos, en tanto que Chavarría tuvo 11; Salgado Macedonio 9%, y Ángel Pérez Palacios –cercano a Cuauhtémoc Cárdenas y funcionario del gobernador Lázaro Cárdenas Batel-- un punto porcentual de aceptación ciudadana Y es que la dirigencia nacional del CEN ha propuesto que el candidato para Guerrero sea el que mayores posibilidades tenga de ganar la elección, y evitar el “desgaste” de una elección interna, sobre todo por los costos que implica en momentos de la dura crisis económica del PRD y frente al escándalo en Tlaxcala Los datos filtrados se refieren a los resultados de dos encuestas-espejo realizadas por las empresas Parametría y Bimsa, en la que se refleja el avance de Torreblanca, no sólo entre perredistas sino frente al actual candidato del PRI, el senador con licencia Héctor Astudillo, cercano al exgobernador Rubén Figueroa Alcocer De acuerdo con las encuestadoras, Torreblanca tiene 58% de preferencia frente al priista Astudillo, quien alcanzaría sólo 30% El lunes 26 de julio los aspirantes se reunieron con los integrantes del CEN, Graco Ramírez, Mario Saucedo, Javier González Garza, Carlos Sotelo, Antonio Rueda y Claudia Corichi, en las instalaciones del PRD nacional, para revelar los resultados Conocidos los resultados, Félix Salgado Macedonio deslizó su retiro de la contienda interna, e invitó a sus compañeros a “apoyar al que va arriba en la encuesta” Recordó que hace seis años se realizaron varios sondeos y que, en todos, él estaba arriba, tendencia que se confirmó en la elección interna pero, de ese proceso, el perredismo salió “muy lastimado y dividido” No obstante, Chavarría y Pérez Palacios dijeron tener desconfianza de los resultados, porque el CEN ha pugnado por evitar la consulta interna Chavarría recordó que en la selección de candidatos el año pasado, a través de encuestas, “hubo irregularidades, y perdimos en algunos casos la elección de diputados federales” El miércoles 28 de julio se anunció que los aspirantes volverían a reunirse con miembros del CEN, esta vez con Leonel Godoy a la cabeza Mientras Salgado Macedonio adelantó que en esa reunión formalizaría su retiro de la contienda interna, Chavarría dijo que no asistiría, como una manifestación de inconformidad por lo que llamó “encuestas amañadas” que se “ventilaron a los medios locales” Al medio día del miércoles anterior, los precandidatos perredistas más fuertes se confrontaron en un programa de radio Ambos se llamaron traidores, mentirosos y “poco hombre”, lo que calentó la contienda perredista Zeferino Torreblanca calificó de “sospechosa” la actitud de Armando Chavarría de no aceptar la encuesta, y lo invitó a manifestar su inconformidad frente al dirigente nacional perredista, y no “hacer declaraciones que no son ciertas, lo que refleja su cualidad de poco hombre, y confirma que ha estado ligado al PRI, como se ha dicho, lo que le ha permitido enriquecerse a costa del erario” En el mismo estudio, Chavarría calificó a Torreblanca de “traidor del PRD”, porque en 1997, cuando fue diputado federal por el PRD, se declaró “independiente”, y que cuando fue alcalde de Acapulco, “no apoyó a la Universidad Autónoma de Guerrero (UAG), lo que evidencia que no tiene un compromiso con la educación popular” Torreblanca le contestó que le “apuesta a la ruptura del partido” y no a los acuerdos para construir una candidatura de izquierda ganadora, “por eso se confirma que trabaja para el PRI” Chavarría insistió, en el encuentro en la radio, que no confía en los resultados que presentó en el CEN Puso como ejemplo el dato que pone a Félix Salgado Macedonio en tercer lugar en la pregunta de ser el personaje más conocido “Nadie en su sano juicio puede creer que los ciudadanos conozcan más al contador Torreblanca que a Félix, que ha sido dos veces candidato a la gubernatura, senador y diputado federal también en dos ocasiones” De ahí que sostuvo que esperará a la contienda interna del 15 de agosto Ambos precandidatos salieron del estudio de radio con acusaciones mutuas, en vísperas a una segunda reunión con el CEN, que estatutariamente tiene autoridad para determinar los términos de la selección de candidatos

Comentarios