La compañía Tapioca Inn estrenó Las chicas del 3 ½ floppies

lunes, 20 de septiembre de 2004
México, D F, 20 de septiembre (apro)- Las chicas del 3 ½ floppies, del dramaturgo Luis Enrique Gutiérrez Ortiz Monasterio, con el grupo Tapioca Inn y la dirección de Hugo Arevillaga, está en cartelera en el teatro La Capilla, de Coyoacán Se trata de una puesta de corte experimental, con un texto que no cuenta con una definición clara de los personajes De entrada, la obra no tienen nombre, una identidad precisa, incluso sin acotaciones que vayan determinando la función de cada actor es escena Varios son, además, los personajes que pueden delinearse Así, Tapioca Inn le fue dando forma a través de las diversas lecturas que hicieron; a partir de ahí decidieron su estructura y quedó conformada por tres personajes en escena El argumento puede suceder en un antro de cualquier ciudad de la frontera norte del país, donde las chicas que llegan, lo único que buscan son la droga y el alcohol dando a cuenta cualquier tipo de favor Pueden surgir desde los padrotes, los “conectes” y los “cuchillos”; sin embargo, a pesar de todo no buscan salir de ese medio porque es su primer referente, es un mundo de la nada A este respecto dice el dramaturgo Gutiérrez Ortiz Monasterio, que la realidad ahí representada puede imaginarse “en cualquier lugar, puede ser desde una maquila, una playa o un lugar en el centro del país Cada director le da su propia lectura” Además de que los dos personajes centrales, es decir, las dos mujeres, parten del “sentido de la sobrevivencia, pero de lo elemental” Su leit motiv es ese, el alimento no importa, pero sí la droga Sin embargo, a partir de un conflicto descubren que no son nada, “que no tienen una significación como personas” Sobre la idea de estructurar un texto de esta manera, comenta: “Esta obra parte del vacío y concluye en el vacío, es decir, llevar a la dramaturgia a partir de los elementos más claros, mínimos, pero no con esto dejarlos descubiertos, donde la anécdota principal son las voces que están en un duelo retórico, porque sólo eso escuchan” El dramaturgo Luis Mario Moncada comenta acerca de Las chicas del 3 ½ floppies: “Es un sitio que nunca veremos; de hecho es tan sólo parte de una edificación que se levanta ante nosotros a través del habla; porque aquí no hay acción, no hay espacio, sólo palabra y personaje Sin embargo, cada uno va tomando forma a través de que transcurren los diálogos, no sólo cada uno va cobrando sentido, también el mundo externo comienza a plasmarse sobre el escenario” Para las actrices también fue un proceso extraño por la forma que acostumbraban construir los personajes La mayoría son recién egresadas de escuelas de teatro, porque el mismo texto no les delineaba cada uno de ellos Definieron a sus personajes como “patéticos y entrañables, pero tremendamente corrosivos” Esta puesta está considerada para alternar cada semana a dos de las actrices, por tal motivo “cada función será distinta”, comenta el director Arevillaga El nombre de Las chicas del 3 ½ floppies es un referente sobre las nuevas tecnologías; de pronto los personaje pueden ser una especie de cómic por este vacío que hay entre ellos, que se refleja, precisamente, en las últimas generaciones, las cuales han crecido con la televisión, el Internet, etcétera, pero las cuales están formando seres solitarios, como los personajes de la obra Otro aspecto interesante es que la obra se montó en este año con cuatro distintos grupos de diferentes ciudades del país y cada director le ha dado una lectura distinta Hay que remarcar que este grupo de actores, con tan poco presupuesto --hecho normal en el país-- haya podido conjuntarse para efectuar un teatro de búsqueda, que es el más difícil para llevar al público Tapioca Inn viene trabajando desde el 2001 con puestas como: Los niños mutilados, Canción para un cumpleaños y LEGOM, está última llamada así por las iniciales del autor, y que prometía ser una trilogía de tres obras cortas Las chicas del 3 ½ floppies es un coproducción de la compañía Los Endebles, el Centro Cultural Helénico y el Consejo Estatal para la Cultura y las Artes de Querétaro Se presenta los domingos a las 06:00 de la tarde, en corta temporada hasta noviembre, en Madrid 13, Coyoacán, a un lado del restaurante que fundó (y todavía da servicio) Salvador Novo y donde se sirve su clásica receta del filete a la pimienta

Comentarios