Confían en que las dotes oratorias de Kerry derroten a Bush

martes, 28 de septiembre de 2004
* El próximo jueves será el primer debate entre ambos * Política exterior y seguridad interna, los temas Washington, 27 de septiembre (apro) - La esperanza del partido demócrata es que su candidato presidencial John Kerry, aproveche su ventaja intelectual y que como orador tiene sobre el presidente George W Bush, para salir victorioso este jueves del primero de los tres debates que sostendrán, previo a las elecciones presidenciales del 2 de noviembre El esperado debate que se enfocará en la discusión de dos temas: política exterior y seguridad interna, es, de acuerdo con los analistas políticos y algunos asesores electorales del Partido Republicano que reconocen las deficiencias de Bush, tal vez la única y ultima oportunidad de Kerry para intentar ganar la Presidencia Consciente de esta posibilidad, Bush se pasó todo el fin de semana ensayando y puliendo sus habilidades como político y orador para estar perfectamente preparado para enfrentar a Kerry, quien frente a las expectativas y a su desventaja en las encuestas de la tendencia electoral, no tiene otra alternativa más que derrotar a Bush en el debate A tres días del tan esperado encuentro, ambas campañas empezaron a lanzar sus más férreos ataques para desacreditar al candidato contrario: el Partido Republicano lanzó a los medios de comunicación otro nuevo comercial televisivo en el que sostiene que Kerry “no sabe dónde está parado”, y que sus indecisiones y cambios de opinión en los temas de importancia nacional, pondrían en riesgo a la defensa de la seguridad de Estados Unidos En la antesala del debate de este jueves 30 de septiembre, el Partido Demócrata deja entrever cual será la estrategia de Kerry para ridiculizar a Bush y quitarle el respaldo que tiene de los electores “El presidente no tiene ningún plan para el futuro de la presencia de nuestras tropas en Irak”, indica por su parte el comercial televisivo que dio a conocer la campaña de Kerry El candidato demócrata a quien se le reconoce como un excelente orador, por su historial en esta materia en su época de estudiante en la Universidad de Yale y después como candidato a la vicegubernatura de Massachussets, y posteriormente al Senado, en los 90 minutos que durará el debate se dedicará a desacreditar a Bush por lo que está ocurriendo en Irak La estrategia demócrata es presentar a los estadunidenses la realidad en la era de la postguerra en Irak, y acabar con la fantasía que proclama el presidente, de que hay estabilidad y calma entre los iraquíes, cuando el mundo entero está mirando cómo la nación persa está a punto de caer en una guerra civil y convertirse en el centro internacional de operaciones de grupos fundamentalistas que odian a Estados Unidos La idea general de Kerry será encuerar a los trasfondos de la política de Bush en Irak, que más allá de acabar con Saddam Hussein, tenía bien estructurado el objetivo de apoderarse del petróleo iraquí, a costa de la muerte de los soldados estadunidenses y del aislamiento internacional de Estados Unidos En materia de seguridad interna, los demócratas consideran que Kerry se concentrará en exponer la vulnerabilidad de Estados Unidos que se ha dado por causa de las acciones bélicas, unilateralitas e irresponsables de la Casa Blanca Se adelanta que Kerry aprovechará el debate, que será transmitido en vivo y en directo a todos los rincones de Estados Unidos, para señalar a Bush como el único responsable de que ahora en el mundo árabe sobre todo, exista tanto odio al país y que sigan aumentando las amenazas de ataques terroristas, por parte de grupos fundamentalistas como Al-Qaeda, y de muchos más que han surgido a raíz de las propias políticas del presidente Bush, quien coincidentemente fue alumno del mismo profesor que enseñó oratoria a Kerry en la Universidad de Yale, usará la misma estrategia política que ha venido desarrollando a lo largo de su campaña de reelección, la de su carisma y personalidad como hombre sencillo, que tan buen resultado le dio en el otoño de 1999, en los debates presidenciales ante Al Gore, que fue el candidato presidencial demócrata Las apuestas sobre este primero de los tres debates están en favor de Kerry, aunque también los analistas políticos piensan que el presidente saldrá victorioso si el candidato demócrata no puede evitar que Bush aproveche su carisma natural como persona, su experiencia de 4 años como presidente, que en este caso tiene una tendencia natural a favorecerlo Lo difícil para Bush será presentar una realidad distinta a la que hay en Irak y evitar que le echen en cara las consecuencias que ha tenido para su país y su pueblo la invasión militar que lanzó en marzo del año pasado para acabar con Hussein Pese a que habrá otros tres debates, el 8 y 13 de octubre, ambos dedicados a discutir el tema de los asuntos internos como economía, desempleo etcétera, el de este jueves es el más esperado porque está comprobado que siempre el primer debate presidencial es el más visto por los electores Por ello es que para Kerry será crucial, tomando en cuenta que a 35 días de las elecciones presidenciales sigue estando 5 puntos porcentuales en promedio por debajo de Bush, en las encuestas sobre la tendencia del electorado El martes 5 de octubre se realizará el único debate entre los candidatos a la Vicepresidencia, Dick Cheney por los republicanos, y John Edwards, por los demócratas; el encuentro es llamativo e importante, aunque menos definitorio para los electores que aun no se deciden por quién votarán el martes 2 de noviembre

Comentarios