Premio en el INBA-UAM

lunes, 31 de octubre de 2005
México, D F, 31 de octubre (apro)- Modificado según la administración en turno, el Premio INBA-UAM ha cambiado de nuevo su perfil El actual coordinador nacional de danza Marco Antonio Silva --ganador del premio en dos ocasiones-- es el responsable de las nuevas, y algunas no muy afortunadas, modificaciones hechas al premio de coreografía más importante del país Creado en 1980, el INBA-UAM ha sido desde su fundación --a pesar de los cambios que ha sufrido-- la principal plataforma para que los nuevos coreógrafos den a conocer su obra y para que aquellos con una trayectoria reconocida se arriesguen a confrontarse con aquellos que empiezan apenas su carrera o se encuentran en vías de asumir la danza como carrera profesional Aunque la danza contemporánea independiente es la forma artística más promovida por parte de las instituciones dedicadas a la cultura y el INBA-UAM es tal vez el único concurso de coreografía de alto alcance, hasta ahora, no ha habido forma de que se abra una contienda del mismo nivel en el país El nuevo concurso Por razones desconocidas, Marco Antonio Silva decidió hacer cambios radicales en la estructura del INBA-UAM: Decidió que cada año lleve el nombre de un importante coreógrafo, en esta ocasión, Miguel Covarrubias Eliminó la posibilidad de que existieran diferentes categorías, con lo que dejó fuera a los nuevos creadores y a aquellos que apenas se han iniciado en la carrera coreográfica Además, redujo la cantidad de posibles concursantes, de cerca de treinta a quince, al mismo tiempo canceló las tres categorías existentes que diferenciaban los niveles de los participantes Los elegidos --todos consolidados como coreógrafos-- se vieron obligados a enviar un currículum que los avalara directamente como profesionales Para sorpresa de los contendientes, por primera vez en muchos años no se les pidió un video con un fragmento de la obra que participará En su lugar, se les solicitó una "síntesis" de varias cuartillas donde explicaran los objetivos de su propuesta y las ideas y conceptos que desarrollarán escénicamente Se estableció un solo premio de 100 mil pesos, en lugar de tres Esto daría la impresión de que el monto hubiese sido aumentado, pero resulta obvio que al eliminarse dos categorías la suma total sería más jugosa La selección el jurado fue un cambio drástico también: Trascendió que para esta edición no se integró por personalidades de la danza, sino por funcionarios del propio INBA Integrado por el Michel Descombey, Jorge Domínguez y Miguel Mancillas, el jurado del Premio INBA-UAM seguramente no va a tener un trabajo fácil El malestar que existe en el gremio por los cambios realizados por Silva seguramente se dejará sentir el próximo noviembre cuando comience la competencia coreográfica

Comentarios