El ocaso del dictador

lunes, 28 de noviembre de 2005
Valparaíso, Chile , 28 de noviembre (apro)- Una vez más la arrogancia castigó a Augusto Pinochet Esto, porque a pesar de ser responsable de tantos y tan diversos crímenes y delitos, y de estar siendo investigado por la justicia en relación con éstos, el otrora cruel dictador tenía preparada una pomposa fiesta en la que celebraría sus nueve décadas Muchas flores, una gran carpa blanca, espaciosos y decorados jardines, y un grupo de mariachis mexicanos que entonarían su canción preferida: "Y sigo siendo el rey", serían el marco en el cual el cumpleañero brindaría un banquete a cientos de invitados Buscaba mostrarse inexpugnable ante detractores y jueces, y recrear, aunque sea en mínima parte, toda aquella burda magnificencia de la que gozó mientras gobernó de facto los destinos de este largo y angosto país sudamericano Nada de eso sucedió, puesto que dos sendos procesamientos en los días inmediatamente anteriores al 25 de noviembre, fecha de su aniversario, le dejaron en claro que la justicia, a pesar de la tardanza, lo va a castigar en vida como principal responsable de las atrocidades cometidas en Chile entre 1973 y 1990 El pasado miércoles 23 de noviembre, Pinochet fue procesado por el juez Carlos Cerda por cuatro delitos de corrupción relacionados con la millonaria fortuna que mantuvo en cerca de 130 cuenta bancarias secretas, las más conocidas de ellas en el Riggs Bank Específicamente fue inculpado por evasión tributaria, por el equivalente a 24 millones de dólares; confección y uso de pasaportes falsos, los que usó para abrir cuentas en Estados Unidos; falsificación de dos certificados atribuidos a la Subsecretaría de Guerra del Ministerio de Defensa Nacional, para justificar ingresos, también con el fin de abrir cuentas en bancos estadunidenses; y elaboración y extensión en un acto público "jactanciosamente ejemplarizador" de una declaración jurada falsa en la que omitió bienes Respecto de este último punto, fue el deseo de Pinochet de quedar ante la opinión pública y la historia ?su gran obsesión--, como un hombre honesto lo que le llevó a incurrir en este delito El fallo del ministro Cerda señala que en octubre de 1989, poco antes de hacer entrega de su cargo, Pinochet "explicitó su voluntad de testimoniarle a la comunidad la probidad con que había desempeñado su rol, para lo que declaró sus bienes, como una manera de demostrar que no se había enriquecido en el ejercicio del cargo, toda vez que usó como referente otra similar que había efectuado el 21 de septiembre de 1973, esto es, al décimo día de haber advenido al poder absoluto Esa declaración fue efectuada bajo juramento, ante un ministro de fe público y con deliberado y organizado apoyo mediático, justamente porque se alzó como un acto de la máxima autoridad destinado a trascender testimonialmente a la más amplia audiencia" Agrega: "No obstante, se ocultó deliberadamente cuantiosa fortuna Desde luego, los haberes en el exterior (?) Luego, un inmueble de calle Los Flamencos? (Y) dos de los bienes raíces ubicados en la comuna de San José de Maipo (?) (Esto) está prohibido en el artículo 210 del estatuto punitivo, que sanciona a quien perjura ante la autoridad o el que la representa" El fallo también señala que entre los años 1980 y 2004 Pinochet devengó 253 mil 145 dólares por concepto de intereses sobre los saldos en cuenta; 5 millones 525 mil 704 dólares, correspondientes a intereses de certificados de depósitos, de inversiones a través de las cuentas, de dividendos obtenidos de los trust y de utilidades de las inversiones; y 20 millones 199 mil 753 dólares correspondientes al total de depósitos de capital Sumadas estas cifras, Pinochet registró en aquel periodo ingresos por 25 millones 978 mil 602 dólares El juez Cerda, que reemplazó en sus funciones al ministro Sergio Muñoz, quien recientemente fue ascendido a la Corte Suprema, decidió utilizar los exámenes ordenados al Servicio Médico Legal (SML) por el juez Víctor Montiglio, quien sustancia la causa Operación Colombo Los facultativos del SML informaron que Pinochet, a pesar de tener una pequeña demencia subcortical, no muestra síntomas físicos o mentales que le impidan defenderse de las imputaciones que se le hacen Además, los galenos expresaron que en exámenes anteriores con ocasión de los juicios por los crímenes de Operación Cóndor y Caravana de la Muerte, "sobreactuó" simulando síntomas con el objetivo de parecer más enfermo de lo que efectivamente estaba Fue este informe médico el que posibilitó su nuevo procesamiento, el que esta vez puede derivar en la condena En Chile, ni la edad, ni trastornos físicos eximen de comparecer ante tribunales, siendo la única causal para esto la demencia El ministro Cerda consideró que dada su edad, Pinochet no constituye peligro para la sociedad, debido a lo cual concedió el beneficio de la libertad bajo fianza Sin embargo, no pudo disfrutar de esta regalía, puesto que el juez Montiglio decidió, el 24 de noviembre, procesarlo como autor del delito de secuestro de seis detenidos desaparecidos en el contexto de la Operación Colombo, por lo que se mantuvo bajo arresto domiciliario Colombo fue una maniobra puesta en marcha en julio de 1975 por el régimen militar chileno que, ante los insistentes requerimientos de la Organización de Naciones Unidas (ONU) que buscaba establecer el paradero de 119 chilenos que se encontraban desaparecidos, en vez de reconocer los secuestros y asesinatos, optó por enmascararlos, inventando que dichas personas habían muerto en Argentina y otras partes del mundo durante enfrentamientos internos de la izquierda Las autoridades chilenas se ayudaron para la realización de este Plan, en los servicios secretos de la Argentina y Brasil, y en el "hombre fuerte" del gobierno de Isabel Perón, José López Rega, quien fuera fundador y máximo referente de la Triple A (Alianza Anticomunista Argentina) Rega editó el único número de la revista Lea, aparecida el 15 de julio de 1975, que contiene el reportaje titulado "La vendetta de la izquierda chilena", donde se mencionan las muertes de 60 militantes del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR), las que habrían sido provocadas en el contexto de supuestas disputas internas Días más tarde, el diario O Dia, de Río de Janeiro, haciéndose eco de información proporcionada por el cónsul chileno en dicha ciudad, Gerardo Roa, publica una lista de otras 59 personas que habrían perecido en circunstancias similares Estas informaciones fueron profusamente reproducidas por diarios chilenos Por su participación en los delitos cometidos por Colombo, se encuentran procesados otros 11 ex uniformados, entre ellos los generales Manuel Contreras y César Manríquez Días antes de dictar su procesamiento, Montiglio que reemplazó en sus funciones al retirado juez Juan Guzmán, había realizado importantes diligencias En una de ellas, interrogó a Pinochet consultándole si hubiera preferido no participar en el golpe de Estado de 1973, a lo que el acusado le contestó: "Todo lo que hice, todo lo que actué, todos los problemas que tuve, se los dedico a Dios y a Chile, porque eso permitió que el país no fuera comunista y surgiera como hasta hoy" Respecto de los masivos asesinatos ocurridos durante su mandato, señaló: "Lamento y sufro por esas pérdidas, pero Dios hace las cosas Él me perdonará si me excedí en algunas cosas, que no creo" Así mismo, Montiglio realizó un careo entre Pinochet y el exjefe de la DINA, Manuel Contreras En este encuentro el exdictador dijo que nunca ordenó asesinar a nadie, y aseguró que él no fue el superior jerárquico de esa organización --¡Usted mandaba la Dina, general, que quede claro de una vez! --le dijo con fuerza Pinochet a Contreras --¡Sí, general, pero usted era el que ordenaba todo, y eso también que quede claro! --replicó el excapo de la Dina La decadencia del tirano Antes del arresto actual, Pinochet había sido aprisionado en tres ocasiones La primera fue en octubre de 1998 en Londres, donde fue detenido gracias a una petición solicitada por el juez Baltasar Garzón a Scotland Yard En esa ocasión España apeló a la Convención Europea para la Supresión del Terrorismo, acuerdo que obliga a los firmantes a identificar, localizar y atrapar a personas sospechosas de haber participado en actos de terrorismo internacional El exdictador chileno estuvo 504 días en esta ciudad, pero se libró de ser extraditado a España gracias a la fuerte presión del gobierno de Chile, a la sazón encabezado por el demócrata cristiano Eduardo Frei Ruiz Tagle, quien apeló a razones humanitarias, y a la primacía de la justicia chilena para juzgar delitos cometidos en Chile A pesar que finalmente los alegatos en defensa de Pinochet rindieron frutos y pudo volver al país, su situación desde entonces ha ido de mal en peor Primero, debió renunciar a su escaño en el Senado, puesto que su principal argumento para escabullir la justicia internacional había sido las pretendidas graves dolencias que le afectaban, por lo que resultaba impresentable que en Chile siguiera ejerciendo tan alta responsabilidad Luego vinieron las cientos de querellas de víctimas y familiares que empezaron a darse cuenta que era viable el camino de la justicia El 2001 fue procesado y arrestado durante varias semanas por su participación en los fusilamientos realizados por la Caravana de la Muerte Este año pasó nueve días arrestado por su autoría en los crímenes del Plan Cóndor Los encausamientos dictados por los ministros Cerda y Montiglio deberán ser revisados por la Corte de Apelaciones de Santiago, puesto que la defensa de Pinochet apeló a dichos fallos Con todo, quedó en evidencia que la jugada de Pinochet de hacerse el loco y el enfermo para burlar a la justicia no le resultó Y en nada le ayudaron sus actitudes temerarias del último tiempo, como la llamativa entrevista que dio a una televisora de Miami el año pasado, en donde se mostró lucido y soberbio, no mostrando ni la más mínima gota de arrepentimiento por las atrocidades cometidas Este 25 de noviembre, Pinochet recibió la visita de algunos familiares, del jefe del Ejército, Emilio Cheyre, y de un puñado de excolaboradores, que le cantaron un agrio cumpleaños feliz A la cita, no concurrieron los empresarios y políticos de derecha, principales beneficiados con el orden por él construido

Comentarios