Julio Scherer, doctor Honoris Causa

lunes, 28 de noviembre de 2005
* Hoy, el fundador de la revista Proceso, recibirá el reconocimiento de la Universidad de Guadalajara México, D F, 28 de noviembre (apro)- Julio Scherer no permite ningún reconocimiento público que comprometa su ejercicio crítico, porque ha consagrado su vida a la desmitificación del poder; así reza la invitación a la ceremonia en la que al periodista se le entregará, este lunes 28, el doctorado Honoris Causa por parte de la Universidad de Guadalajara Reacio a participar en cualquier ceremonia cuyo foco de atención sea su persona, Scherer tardó once años para aceptar, finalmente, este reconocimiento Y lo aceptó porque ya no tenía otra alternativa: "Si usted no quiere recibir personalmente nuestro doctorado Honoris Causa, de todas maneras se lo vamos a dar en su ausencia", le advirtió por teléfono Tonatiuh Bravo Padilla, vicerrector de la universidad jalisciense Scherer García asistirá, pues, al Paraninfo Enrique Díaz de León --ubicado en el centro de Guadalajara-- para recibir tal distinción universitaria Ahí leerá un mensaje suyo "Tardamos once años en convencerlo La primera vez que le ofrecimos el doctorado fue a finales de 1993 El entonces rector de la universidad me pidió que yo le hiciera la propuesta Pero a don Julio no le gusta salir en público No le gustan las fotos Cree que la única forma de ser protagónico es haciendo bien su trabajo periodístico Me dijo entonces que si aceptaba sentiría una contradicción consigo mismo, que lo disculpara y que le enviara sus disculpas al rector", comenta Bravo Padilla --¿Cómo logró convencerlo ahora? --Bueno, yo he tenido una amistad personal con don Julio desde hace varios años Nuestra comunicación ha sido constante Y siempre, entre broma y broma, me decía: ?No me vuelvas a sacar el tema del doctorado? Pero en septiembre pasado se lo volví a plantear Al principio lo tomó a la ligera "Al ver mi insistencia, él me decía ?No lo tomes a mal, tú bien sabes que te aprecio mucho, pero, por favor, no me insistas, esa cosa me tiene muy preocupado, te lo agradezco mucho? También le explicaba la necesidad de que, en el marco de la Feria Internacional del Libro, se le hiciera un homenaje a su obra editorial En eso sí estaba de acuerdo" El vicerrector le envió incluso una carta Julio Scherer En ella le detallaba la importancia de que, con el Honoris Causa, su labor periodística tuviera un reconocimiento La carta se la hizo llegar a través de Julio Scherer Ibarra, hijo del periodista "Le comenté por teléfono a don Julio que un doctorado Honoris Causa, como su nombre lo indica, se otorga en reconocimiento a una causa de honor Y que aunque él la encarnara, ya no es su único dueño, pues es una causa de todos los que queremos un México mejor De manera que le dije: ?Si usted no quiere recibir personalmente nuestro doctorado, de todas maneras se lo vamos a dar en su ausencia?", recuerda --¿Puede hacerse esto? --Sí, sí Por supuesto Hay doctorados que se dan en ausencia de las personas a quienes se les otorgan --¿Y cuándo aceptó finalmente el reconocimiento de ustedes? --Por los primeros días de octubre Fue su hijo Julio quien me telefoneó y me dijo: ?¡Ya está! Mi papá aceptó el doctorado; que lo prepares, que está realmente conmovido contigo, él va a preparar un mensaje?? Todo lo demás ha sido organizar los pormenores de la ceremonia El vicerrector señala que, para la Universidad de Guadalajara, el exdirector del periódico Excélsior y de la revista Proceso representa una sólida institución no solamente en el ámbito del periodismo mexicano, sino también en la atropellada transición democrática del país Resalta, sobre todo, la postura crítica e independiente de Scherer ante el poder del "presidencialismo" que intentó acallarlo; de Luis Echeverría hasta la actual "pareja" que gobierna en Los Pinos "En el siglo pasado, Scherer generó un rumbo Pero ese rumbo ya le pertenece a las generaciones del siglo XXI", concluye el vicerrector Una máquina de escribir, sólida, de metal esculpido, es la imagen que ilustra la invitación a la ceremonia Arriba se señala: Julio Scherer García Doctor Honoris Causa Al abrir el papel cartón, se lee que "el ejercicio crítico sin concesiones" y "el terco empeño por la verdad escrita", fueron algunos motivos que tuvo la Universidad de Guadalajara para darle la distinción a Scherer Dice, por último: Este reconocimiento trasciende a su persona y a nuestra Institución misma Porque es causa de honor del país entero, de la humanidad y de las generaciones presentes y futuras

Comentarios

Otras Noticias