Prevén sequías y lluvias irregulares en el país

jueves, 10 de febrero de 2005
* Arranca en Campeche la campaña de combate a incendios forestales Campeche, Cam 9 de febrero (apro)- Con un presupuesto superior a los 324 millones de pesos, esta tarde se dio aquí el banderazo de arranque de la Campaña Nacional de Combate a los Incendios Forestales En el acto, celebrado en la Estación de la Vida Silvestre de Hampolol, presidido por los titulares de Semarnat y Profepa, así como por los gobernadores de Campeche y Yucatán, Jorge Carlos Hurtado Valdez y Patricio Patrón Laviada, el director de la Conaforl, Manuel Reed Segovia, advirtió que este año se pronostica especialmente difícil en esta materia, pues se esperan lluvias irregulares y sequías de moderadas a severas en las zonas Occidente, Sur y Sureste del país Añadió que para ello la Conafor preparó una estrategia de seis puntos: reforzar la coordinación con las instituciones federales, los gobiernos de los estados y ayuntamientos; impulsar los procesos de federalización a través del fortalecimiento de la participación de los estados y municipios en las acciones de prevención y combate; promover la participación y corresponsabilidad social; ampliar las acciones de difusión de prevención de incendios en la sociedad; atacar las causas de los incendios y con ello reducirlos sustancialmente, y capacitar a técnicos, propietarios y poseedores de predios agropecuarios y forestales Precisó que esta estrategia se apuntala con el trabajo de más de 7 mil 600 combatientes de la Conafor, instituciones participantes y voluntarios; con 858 brigadas, 210 campamentos; 153 torres de observación; 181 centros de control; 673 vehículos para brigadas; 13 aeronaves para detección; 46 helicópteros; además de una buena cantidad de equipo de radiocomunicación, vestimenta especial, equipo de trabajo y herramientas especializadas Por su parte, Cárdenas Jiménez convocó a los diversos actores de la sociedad a sumarse a los esfuerzos de prevención y combate, ya que 97% de los incendios se originan por causas humanas; de ellos, 43% se derivan de actividades agropecuarias mal realizadas o mal supervisadas; 21, son incendios intencionales, y otro 24% son causados por fumadores imprudentes o fogatas mal apagadas

Comentarios