El Talibán en el blanquiazul (Segunda y última parte)

miércoles, 16 de marzo de 2005
Juan Ignacio Zavala, exportavoz del PAN, así como de la Presidencia, de la Cancillería y de la PGR, se deslinda: “Con el triunfo de una burocracia ligada o identificada con grupos de la derecha radical, el PAN se equivocó y perdió” A continuación presentamos íntegra la entrevista que concedió a Proceso la semana previa y que el semanario sintetiza en su edición 1480 México, DF, 15 de marzo (apro)- Juan Ignacio Zavala se deslinda: el blanquiazul erró al elegir como su dirigente nacional a Manuel Espino Barrientos, un hombre “sin perfil político” Zavala, en entrevista la mañana del miércoles 9 en un restaurante del sur de la Ciudad de México, habla sobre la “polarización” que ha generado en su partido la “errónea decisión” del Consejo Nacional, el cual se había caracterizado por su “sabiduría” al designar a los otros dirigentes de Acción Nacional “Los panistas debemos entender que el Consejo Nacional ya no es, como decíamos hace tiempo, un órgano sabio La mayoría votó por Espino, sí, pero también mató a Sócrates Las mayorías no son sabias; este es un Consejo acomodaticio”, agrega Ante la habitual cerrazón de los dirigentes y legisladores panistas, que en su mayoría ya se han alineado con Espino, Zavala, quien milita en el PAN desde 1987, cree que ahora es el momento de “hablar” sobre lo que está pasando en el partido en el poder “Al parecer, el PAN va a un cambio de rumbo Y si es el del garrote, la amenaza y la purga, eso no augura mucho… Sin embargo, es muy temprano para decir cuál va a ser el estilo del nuevo dirigente, aunque por sus actitudes y sus frecuentes comentarios –“soy la autoridad y el que va a decidir”--, hay un problema” Precisa: “¡Nadie duda que ganó Espino! Todos entendemos que él es el nuevo jefe nacional Pero yo no recuerdo a un dirigente nacional del PAN que haya dicho: ‘Yo soy el que manda y abusados…’ “Y es que, de las amenazas veladas, siguen las purgas ¡Eso es lo preocupante! Espero que esto sea simplemente un reacomodo propio de una campaña interna tan dura y polarizada como esta Al margen de quienes perdimos o de quienes ganaron, es necesario asegurar la unidad Espino puede darle al partido su propio perfil, pero no permitamos desviaciones de otro tipo” Por lo pronto, dice, hay algo preocupante: que, en sus primeros días como líder del PAN, Espino no haya pronunciado un “discurso de carácter político” Afirma: “Lo único que hemos visto es que se reunió con la señora Marta Sahagún, una panista destacada El tenía que resarcir las afrentas públicas que le hizo a la señora Eso está bien, pero no es política Fue una reunión para la fotografía” --Hay quienes afirman que, tarde o temprano, Marta Sahagún será la dirigente real del PAN –se le dice --No lo creo El policía y su macana Dos días después de haberse convertido sorpresivamente en el dirigente de Acción Nacional, el lunes 7, Espino invitó a Marta Sahagún a “platicar” en la sede nacional de su partido, lo que ha generado críticas y temores sobre las aspiraciones políticas de la esposa del presidente Fox, quien ya forma parte de la cúpula del PAN, como miembro de la Comisión Política Permanente “Marta Sahagún va a acompañar a Manuel Espino en tareas importantes de la vida pública de este país”, dijo Espino quien, en febrero del año pasado, criticó la aspiración presidencial de Sahagún, no por estar impedida legalmente, sino por falta de “ética” Espino dijo que la invitó para que “opinara” sobre los temas nacionales cada vez que sea requerida, y para que lo “asesore” en asuntos partidistas E insistió: “No hay ninguna aspereza; hay un gran aprecio, compañerismo” Y aunque algunos de los “panistas tradicionales”, como Felipe Calderón Hinojosa, aspirante presidencial, destacó la reunión Espino-Sahagún, uno de sus rivales en el partido, ubicado debajo en las encuestas, Francisco Barrio Terrazas, dijo que era “sospechosa” y que podría “haber mano negra” en la visita de la primera dama a la sede nacional del PAN Pragmatismo ramplón Al respecto, Zavala, dos veces vocero de Acción Nacional, sostiene: “Con el triunfo de Espino, esa burocracia, ligada o identificada con la derecha radical, se ha apoderado del PAN Pero yo no lo veo como un acabose del partido, sino como un reacomodo, sin duda como un viraje más cargado hacia la derecha, más alejado de las ideas, de la política misma; más cercana a los espacios de poder, más atento al chambismo y al pragmatismo ramplón Es un viejo problema en el PAN, no algo que Espino traiga en la bolsa” Añade: “Si como hemos visto en estos días, no hay unidad y apertura y si se da un espacio al radicalismo, el PAN va a enfrentar problemas… Es importante y vital la unidad del partido, pero también lo es advertir lo que está pasando dentro del PAN, no con el afán de una crítica sin sentido, golpeadora” A su juicio, el principal reto de Espino será “concitar a la unidad del partido”, lo que, sin embargo, “no se ha reflejado en sus actitudes” Apunta: “Aquí no se trata del desplazamiento de unas familias del PAN Ese es un argumento bastante idiota En el partido hay valores y principios que se comparten Quien no lo entienda, no sabe realmente qué es el PAN” --¿La elección de Espino generó odios entre panistas? Abulia de líderes --No Simple y sencillamente es un reflejo de lo que ha estado en juego en el PAN en los últimos meses Por principio, un claro y abierto menosprecio de los líderes visibles del PAN para dirigir al partido, una opción importante para el país --¿Cómo quiénes? --Como los que quieren ser candidatos a la Presidencia de la República Cualquier competencia radicaliza, polariza; eso pasa en todas partes Pero esto ha generado una dinámica distinta, donde el juego no es por el partido, sino por la conquista del poder, con miras a la elección de 2006 Ciertamente, hubo quien ganó, pero sin ideas, por supuesto “Una de las crisis del PAN es que no supimos cómo crecer La competencia interna en el Estado de México y por la candidatura presidencial, nos están polarizando y no nos están dejando cosas buenas… ¡Tenemos que aceptarlo y afrontarlo! Hay un ambiente caldeado, más parecido al encono Eso priva ahora en el PAN A lo mejor, es un ambiente propio posterior a la elección Quizá eso lo matice” --¿Se equivocó el partido al elegir a Espino? --Sin duda alguna Y no creo que la nueva dirigencia lleve al PAN a vincularse realmente con la ciudadanía Tampoco quiero decir que Carlos Medina hubiera llenado todo eso… Pero lo que ahora vemos no es muy halagador --¿Hay el riesgo de que el PAN pierda en 2006? --Es un riesgo no sólo del PAN, sino del PRI y del PRD Yo veo un partido sólido en este momento El problema es estar pensando todo el tiempo en el 2006 El PAN tiene 65 años en esto ¿Cuántas elecciones a la Presidencia de la República ha habido? Muchas Y pasarán otras más Consultado sobre su artículo “Vuelta a la derecha”, publicado el miércoles 9 en el diario Milenio, en el que asegura que la elección por la dirigencia del PAN concitó el “odio” entre grupos –“los anti-Medina, los anti-Espino, los anti-Calderón, los anti-Creel”--, Zavala acepta: “Algo hicimos mal para que a los líderes del partido no les haya resultado atractiva la presidencia del PAN El nuevo presidente del partido, quien debe tener luces, virtudes, no lo dudo, no tiene un perfil político, por bueno o malo que sea Y no creo que baste ser considerado un cabrón para poder presidir un partido” Así se describió el propio Espino en el libro El ejército de Dios, nuevas revelaciones sobre la extrema derecha en México, de Alvaro Delgado, reportero de Proceso, cuando aceptó ser un “peleonero y hasta cabrón” Y contó: “Ni modo, crecí en un barrio de peleoneros, y eso no me lo he quitado Y en la política, si me tengo que poner los guantes, pues órale, compañero, a ver cómo nos toca” --¿Ve señales de apartar, de excluir? –se le pregunta a Zavala --Se ven, se perciben --¿Hacia dónde va el PAN? --No lo sé Vamos a ver qué decide el señor Espino, pero en el partido hay principios y doctrina, y él no se puede alejar de ahí --¿Quién ganó en esta contienda? --Creo que perdió el PAN Internamente, no creo que lo estemos procesando adecuadamente Al referirse a Carlos Medina Plascencia --el principal rival de Espino--, quien, tras su derrota, anunció que se retiraba de la política, Zavala lamenta: “Unos se asumen como ganadores; otros como perdedores El temor público a la radicalización y a la derechización con la llegada del Yunque, sea o no cierto, es algo que no sé No quiero calificarlos así porque es algo que perjudica… Pero esa actitud de `yo soy el jefe, el policía, y voy a utilizar la macana`, no es algo que deba privar en un partido político Eso ya no se usa ni en el PRI Son conceptos más parecidos a una purga que al concepto de libertad Sin embargo, también hay gente satisfecha, como los seguidores de Creel” --A su juicio, ¿ganó el secretario de Gobernación? --Bueno, ellos están muy contentos Y está bien Parece que alguien ganó ahí, ¿no? La gente de Creel lo ha manifestado públicamente; ha habido música y cohetes… Andan felices Quizá, ellos fueron los ganadores Pero perdió el PAN porque tenemos gente perdida y un vacío político y social Y no le veo muchas ganancias… --Dice usted que el jefe de propaganda de Creel, el consejero Adrián Fernández, declaró que quien ríe al último ríe mejor… --Sí, parece que les dio mucha risa Por eso Espino está obligado a ser imparcial y a vigilar la equidad en la contienda interna por la candidatura presidencial Es su obligación Pero no hay que poner en boca del presidente del partido algo que él no ha dicho Espino se ha referido elogiosamente a todos los aspirantes del partido A juicio del entonces jefe de prensa del procurador Antonio Lozano Gracia y excónsul de México en Filadelfia, no hay tampoco sorpresas en la conformación del nuevo Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PAN, en el que figuran nuevamente Ramón Muñoz, jefe de la Oficina de la Presidencia para la Innovación Gubernamental, y Arturo García Portillo, ratificado en su cargo como secretario general del PAN, entre otros --En la toma de posesión de Espino, Fox llamó a los panistas a salir a las calles, a las rancherías, a las comunidades indígenas ante la difícil situación del PAN --Sí, el partido tiene que despertar y salir fortalecido de su proceso interno para 2006

Comentarios