La broma

jueves, 19 de mayo de 2005
México, D F, 18 de mayo (apro)- Todos, dicen, comenzó como una broma Pero nadie cree que la broma sea cierta y que los consejeros del Instituto Electoral del Estado de México (IEEM) no hayan planeado recibir ganancias millonarias con la contratación de una empresa que se encargaría de la fabricación de las urnas para los comicios del 3 de julio Ante la grabación presentada por Canal 40 de la sesión realizada el 18 de marzo, en la cual el presidente del IEEM, Juan José Gómez Urbina, ofrecía a cada uno de los siete consejeros 3 millones de pesos por la contratación de la empresa de plásticos Formas Finas, las explicaciones sibilinas de este funcionario no pueden ser tomadas más que como otra broma de mal gusto Nadie cree que los consejeros del IEEM no estén implicados en este caso de soborno, porque hay antecedentes que ya manchan su reputación y que ponen en duda la certeza de haberlos elegido para organizar y sancionar las próximas elecciones para gobernador del Estado de México Por ejemplo, en abril del año pasado se denunció que estos nuevos consejeros habían aprobado la repartición de 36 millones 200 mil pesos en bonos para 19 exfuncionarios, de los cuales 274 millones eran para los siete consejeros que los habían antecedido El asunto fue discutido por los nuevos consejeros que, al final, decidieron darle carpetazo no obstante que había irregularidades fiscales Tiempo después, a finales del 2004, los mismos consejeros entraron en conflicto de intereses cuando intentaron retirarle el registro como candidato al panista Rubén Mendoza La acción, revestida de presuntas irregularidades en las precampañas, fue vista como un intento por favorecer al candidato del PRI, Enrique Peña Nieto, quien tiene serios problemas para “levantar” su campaña Para este 2005, el IEEM nuevamente entra en un proceso de descrédito no sólo por el presunto caso de soborno, sino también porque no se ve su voluntad de cumplir con su misión de vigilar las campañas de los partidos Resulta que la campaña de Peña Nieto está siendo apoyada con recursos del gobierno de Arturo Montiel, como prueban las grabaciones reveladas por el periódico Reforma El 16 de abril, este periódico publicó que la legisladora del PRI, Mercedes Colín, entregó 450 mil pesos en materiales de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, y pidió votar por Peña Y el mismo diario reveló que Ricardo Aguilar, diputado priista y presidente de la Comisión de Asuntos Electorales del Congreso local, entregó apoyos del programa de regionalización del gobierno estatal, a cambio de votos a favor del candidato priista La “broma” y las pruebas de que la campaña de Peña Nieto es apoyada con recursos públicos, dejan muy mal parado al IEEM, y sobre todo a su presidente, José Juan Gómez Urbina, quien se niega a dejar el cargo Según Gómez Urbina, se tomó en serio una broma y por ello rechazó dejar el cargo hasta que se realicen las elecciones en el Estado de México, las cuales resultan ser vitales para las esperanza del PRI de ganar los comicios presidenciales del 2006 Pero de las pruebas de que la campaña de Peña Nieto es subvencionada con dinero del gobierno estatal, no ha dicho nada La conducta del presidente del IEEM comprueba una vez más que la selección de los consejeros de los estados no ha sido la adecuada y que falta mayor seriedad por parte de los Congresos locales en los procesos de elección El IEEM no es el único instituto electoral que ha ido cuestionado, los últimos casos de Veracruz, Puebla, Nayarit, Colima muestran que las autoridades electorales estatales tienen un largo trecho para desempeñar un papel a la altura de las exigencias políticas y sociales de contar con instituciones confiables Al mismo tiempo, lo que ocurre en estos institutos son una llamada de atención para el IFE, que será el responsable de organizar y vigilar el desarrollo de las elecciones del 2006 que, se prevé, serán más complicadas que las del 2000 Si en las pasadas elecciones para presidente de la República se presentaron escándalos de irregularidades como Amigos de Fox y el Pemexgate, no se descarta que para las próximas los partidos políticos y sus candidatos vayan a tratar de tomar ventaja con los recursos económicos provenientes de la iniciativa privada Los institutos electorales ciudadanizados fueron creados precisamente para dar la plena confianza de imparcialidad y transparencia en el desarrollo de los procesos electorales Pero las duras críticas a que han sido sometidos por las irregularidades que han mostrado, confirman que hasta el momento no han cumplido su objetivo Esto es un grave déficit de la transición democrática que urge cumplir Y eso no es una broma

Comentarios