Los secretos de una tumba

domingo, 26 de junio de 2005
En los últimos días de 2004 un grupo de hombres se desplazaba en un auto de la Policía de Investigaciones hacia el Cementerio General de Chile, para realizar una diligencia histórica en los anales judiciales y políticos de ese país, con la que se iniciaba la investigación de la misteriosa muerte del expresidente Eduardo Frei Montalva, ocurrida en 1982, año en que el exmandatario se alzaba como el personaje más influyente de la oposición a Pinochet, dice un reportaje del periodista Jorge Molina Sanhueza, publicado por el diario chileno La Nación y cuyos fragmentos sustanciales reproduce Proceso en su edición de este domingo 26 de junio La diligencia ?que consistía en verificar la existencia y condición del cuerpo de Frei en el mausoleo de la familia-- había sido preparada con extrema reserva por el magistrado Alejandro Madrid y la familia Frei Y es que en enero de 1982 ?después de someterse a una sencilla intervención quirúrgica? Frei murió en extrañas circunstancias Más de dos décadas después, el juez Alejandro Madrid ordenó la exhumación de los restos del expresidente para verificar su estado y ubicación y someterlo a diversos análisis El objetivo: comprobar si fue asesinado por envenenamiento en una operación fraguada por altos mandos de la dictadura Los detalles de la investigación del juez Madrid se encuentran en un reportaje publicado por el diario chileno La Nación y cuyos segmentos fundamentales aparecen este domingo 26 en Proceso

Comentarios