Dice EU que no busca réplica de sus políticas en América latina

jueves, 5 de enero de 2006
* La relación con Evo Morales dependerá de las "directrices" que tome Washington, 4 de enero (apro)- En un extraño giro respecto de sus políticas e ideales tradicionales, el gobierno de Estados Unidos aseguró que "no busca réplica" de la democracia estadunidense y de sus ideas capitalistas entre los países de América Latina "No estamos tratando de promover la replica de la democracia o práctica de mercado de Estados Unidos entre los países del Hemisferio (Occidental)", declaró Sean McCormack, vocero del Departamento de Estado "La decisión es de los países y de la gente del Hemisferio Occidental" La aclaración del gobierno de George W Bush se dio en respuesta a la pregunta sobre si no considera como una demostración de que Estados Unidos está perdiendo influencia en América Latina, el hecho de que el presidente electo de Bolivia, Evo Morales, esté buscando alianzas con los presidentes Fidel Castro, de Cuba, y Hugo Chavez, de Venezuela, no con Washington "Creo que hay un gran respeto por Estados Unidos y también por los valores que representamos", afirmó McCormack, quien reiteró que la relación de Estados Unidos con el gobierno de Morales, dependerá de las directrices que tome el próximo presidente de ese país Estados Unidos hizo todo lo necesario para evitar que Morales ganara las elecciones presidenciales de Bolivia, y desde que fracasó en su intento, adoptó una posición diplomática y evasiva para hablar del caso, sobre todo porque el presidente electo de Bolivia ha reiterado su intención de fortalecer alianzas con los países latinoamericanos, y cambiar la modalidad en términos de la relación con el gobierno estadunidense "El (Morales) puede tener conversaciones con quien quiera y, obviamente, el curso de las relaciones Estados Unidos-Bolivia será determinado por la intersección de nuestros intereses", enfatizó Entre unos de sus primeros actos de Morales como presidente electo de Bolivia, fue reunirse con Castro y Chávez, los dos lideres latinoamericanos más críticos de la política exterior de Bush, y los dos presidentes del Hemisferio más criticados por Washington Esta es la primera ocasión en décadas que el gobierno estadunidense afirma que no promueve la réplica de sus políticas democráticas y de libre mercado, cuando los hechos históricos, sobre todo en Centroamérica y Chile, demuestran que, por la intervención directa o indirecta de Estados Unidos para contrarrestar políticas socialistas, comunistas o de izquierda; como tradicionalmente se les conocía, apoyó golpes de estado y la conformación de escuadrones de la muerte, con el único fin de derrocar gobiernos apáticos a sus ideales capitalistas El caso más sonado fue en 1973 cuando el presidente chileno Salvador Allende, fue derrocado por los militares de su país, bajo el auspicio de la CIA y de la Casa Blanca

Comentarios