Declina España procesar al exrepresor Ricardo Miguel Cavallo

jueves, 21 de diciembre de 2006
México, D F, 20 de diciembre (apro)- La justicia española anunció este día que declinaba procesar al exrepresor argentino Ricardo Miguel Cavallo por genocidio y terrorismo, después de considerar que éste debe ser juzgado en su país de origen, lugar en que cometió los delitos bajo la dictadura militar (1976-1983), destacaron fuentes judiciales de Madrid Sin embargo, la determinación fue censurada en Buenos Aires por parte de grupos de derechos humanos de Argentina Los activistas advirtieron que pese a que ya no están vigentes las leyes de impunidad, los testigos en los juicios en contra de los represores argentinos carecen de garantías plenas a su seguridad Mientras en Madrid, según consignó un despacho de AFP, la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional declinó enjuiciar a Cavallo, y dejar esa responsabilidad en manos de las autoridades judiciales argentinas, las que ya depuran una la lista de represores investigados por los crímenes cometidos en la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA), uno de los mayores centros clandestinos de detención de la dictadura La huella del Renave A fines de 1999, bajo el gobierno de Ernesto Zedillo, Ricardo Miguel Cavallo fue designado director general del Registro Nacional de Vehículos (Renave), un ente dependiente de la entonces Secretaría de Comercio bajo el mando de Herminio Blanco Paradójicamente, el titular del Renave, a quien se le acusaba de falsificación de documentos y robo de automóviles, sería el encargado de elaborar un padrón nacional de vehículos en todo el país Luego de revelaciones en la prensa sobre su verdadero pasado, Cavallo se dio a la fuga y, poco antes de cumplirse un año de mantenerse prófugo, el exmilitar argentino fue detenido el 24 de agosto del 2000, en el aeropuerto de Cancún, justo cuando pretendía huir de México En ese tiempo el juez español Baltasar Garzón acusó a Cavallo de haber torturado a presos políticos, mujeres embarazadas y bebés; ejecutar a tres personas; robar autos; falsificar documentos, y participar en actos de terrorismo en su natal Argentina Cavallo formó parte del "Grupo de Tareas", que realizaba actividades de inteligencia militar bajo la dictadura y estaba orientado al secuestro y tortura de opositores políticos, en las instalaciones de la ESMA En su momento, el exdirector general del Renave admitió haber pertenecido a las Fuerzas Armadas argentinas, aunque aseguró no haber sido quien torturó de manera personal a ciudadanos de ese país en la ESMA: "Sí estuve, pero no en ese lugar En absoluto" Un sexenio después, la Audiencia Nacional española declinó su jurisdicción en este caso en favor de su similar argentina, es decir, "la AN no juzgará los hechos porque se da prioridad locus delicti --el lugar donde se cometió el delito--" La Sala de lo Penal avaló de esta manera la petición de la defensa de Cavallo, que había solicitado que la justicia española declinara en favor de la argentina durante la vista previa celebrada el viernes anterior, después que la misma sala decidiera enjuiciarlo en España en diciembre de 2005 Cavallo aún se encuentra en prisión preventiva en la cárcel de Soto del Real, a 37 kilómetros de Madrid, desde que en junio de 2003 fue extraditado desde México a petición del juez Baltasar Garzón, que lo acusó de genocidio, terrorismo y tortura, imputándole la desaparición de 227 personas y el secuestro de 110 Sin embargo, la Audiencia Nacional española no niega el principio de jurisdicción universal para los delitos de lesa humanidad, como sostienen los acusadores de Cavallo, alias Marcelo, Miguel Angel o Sérpico, pero considera que, en caso de "concurrencia de jurisdicciones, es preferente el locus delicti" La AE incluso destacó el precedente del exmarino argentino Adolfo Scilingo, condenado en España --en abril de 2005-- a 640 años de prisión por crímenes contra la humanidad cometidos durante la dictadura, al sostener que no había ninguna causa contra él en su país, por lo que se aplicó la jurisdicción universal La alta instancia jurídica alega que la misma solicitud de declinatoria presentada por la defensa de Scilingo fue rechazada, porque "los graves crímenes objeto de acusación no estaba siendo perseguidos por la jurisdicción territorial" argentina El auto conocido este día relata las contestaciones de la justicia argentina a diversas comisiones rogatorias españolas referidas a la imputación de Cavallo por diferentes delitos en hasta tres casos relacionados con los crímenes cometidos en la ESMA, por donde pasaron 5 mil de los 30 mil desaparecidos bajo la dictadura militar argentina, según organizaciones humanitarias La sala también recuerda que la Corte Suprema de Justicia Argentina abolió las leyes de Punto final y Obediencia debida, por lo que "no puede dudarse de la jurisdicción argentina, impulsada por el ministerio fiscal () viene actuando efectivamente en el enjuiciamiento de los hechos acaecidos en la ESMA" Y por ello "se cede el conocimiento de los hechos y delitos por los que aquí ha sido procesado" Cavallo a la "autoridad jurisdiccional penal competente de la República Argentina (juzgado nacional en lo Criminal y Correccional Federal 12 de la capital federal)", afirma el auto, que da un plazo de 40 días a la justicia argentina para que solicite la extradición del exmarino argentino Por su lado, la representante de las Madres de Plaza de Mayo, Nora Cortiñas, detalló a la agencia Notimex que se sentía decepcionada con el dictamen de la Audiencia Nacional de España, pues esperaba que Cavallo fuera condenado allá "Ahora lo que nos queda es que la justicia argentina actúe con rapidez, que Cavallo sea juzgado aquí a la brevedad, se emita una condena en su contra para que no tenga posibilidades de escapar", alertó Cortiñas advirtió, sin embargo, que existe el problema de la seguridad de las víctimas, justo ahora que los organismos están movilizados por la desaparición de Jorge Julio López, el principal testigo de un juicio contra el represor Miguel Etchecolatz López desapareció el 19 de septiembre pasado, después de haber dado su testimonio como preso torturado por Etchecolatz, y hasta ahora no se sabe nada de él, por lo que ya se le considera como el primer desaparecido política de la democracia Ana Testa, sobreviviente de la ESMA y testigo contra Cavallo, también lamentó la decisión de la justicia española, porque todo apuntaba a que el represor sería condenado allá "Ahora bien, me parece correcto que lo juzguen en Argentina porque si lo hubieran extraditado hace tres años, con las leyes de impunidad en vigencia, hubiera quedado libre", acotó

Comentarios