Lydia Cacho y la pederastia

lunes, 20 de febrero de 2006
San Francisco, Cal , 20 de febrero (apro)- Es obscena la forma en que se protegen las clases política y empresarial en México, sobre todo a la hora de hablar de pederastia, un mal endémico que carcome los cimientos del Estado de derecho en México El escándalo internacional ocasionado por el complot orquestado entre el gobernador de Puebla, Mario Marín Torres, y el empresario textil Kamel Nacif para encarcelar a la periodista Lydia Cacho, autora del libro Los demonios del Edén: el poder detrás de la pornografía, y así proteger a su amigo pederasta, el empresario mexicano de origen libanés Jean Succar Kuri, ha dejado al descubierto la impunidad que existe en torno al crimen organizado de la pornografía infantil ¿Cuántos casos de pederastia ha resuelto la Procuraduría General de la Republica? Comparado con la dimensión del problema que sacude al mundo, las autoridades mexicanas han invertido muy poco tiempo, recursos y planes estratégicos, en solucionar este problema que genera anualmente millones de dólares en ganancias Supongo que, como en el narcotráfico, todos llevan su tajada En un país como México, donde la impartición de justicia solamente está consignada en el papel, pero difícilmente se consigue en la práctica; las aberraciones deleznables tanto del señor Marín como de su partido, el PRI, han dado la vuelta al mundo ¿Qué ha cambiado en México?, me preguntaban unos colegas extranjeros ante el escándalo de las escuchas telefónicas repetido en las televisiones de todo el mundo Con mucha vergüenza he tenido que admitir que en México no ha cambiado nada, que vivimos en un país secuestrado por las clases política y oligárquica, ambas unidas para explotar a 50 millones de pobres Dos clases dominantes que pierden los parámetros morales en sus actuaciones manchadas generalmente por la corrupción y el delito Al estallar este escándalo, muchos se preguntan por qué no se investigó la pederastia denunciada por Lydia Cacho en su libro En lugar de que las autoridades poblanas y federales indagaran y encarcelarán esa amplia red de pornografía denunciada por la periodista, se "mata al mensajero", y por tanto Marín y Nacif organizan un complot para encarcelara Agentes judiciales a las órdenes de Marín ejecutan una orden de arresto interpuesta por Nacif el 16 de diciembre del año pasado La periodista es encarcelada y muchos colegas esperábamos ver las manifestaciones de protesta de cientos de periodistas mexicanos En cambio, el asunto, que ya constituía una violación a las propias leyes --porque los policías poblanos no respetaron los derechos de la detenida en ningún momento-- fue apenas cubierto por los medios de comunicación Lydia Cacho fue apoyada más por organizaciones no gubernamentales internacionales; no recibió la solidaridad de la mayoría de sus compañeros, como era de esperarse, tampoco el respaldo de los "mass media" que, se suponía, tenían que haber denunciado día a día el atropello y las irregularidades en su contra Con excepción de La Jornada que profesionalmente nunca dejó de atender el asunto; el escándalo de Cacho no le interesó a casi nadie Claro está que ahora dará mucho de qué hablar; pero es importante reflexionar sobre las razones de este desinterés ¿Por qué el caso de Lydia Cacho no se atendió correctamente por los medios de comunicación? Hay varias posibilidades: porque es mujer, porque era un tema que denunciaba a las clases dominantes, porque la pederastia no es noticia? o por qué sencillamente el encarcelamiento injusto de un periodista en México no interesa a nadie Ella fue acusada de difamación y, por tanto, para algunos colegas y medios de comunicación, Cacho se convirtió inmediatamente en una simple "mentirosa" Recuerdo que durante el verano del año pasado, una de las víctimas de Succar se paseaba por los estudios de televisión denunciando las mentiras de Cacho en su libro La niña, que ya era una adolescente con pinta de concubina, defendía de manera escandalosa al pederasta que la había sodomizado con permiso de sus padres Ese enfoque esperpéntico era mucho más morboso para los que hacen la televisión en México, que, por ejemplo, entrevistar a Cacho Resulta extraño, cómo hasta ahora no ha habido una auténtica investigación sobre las redes de la pederastia en México En la mayoría de los casos, las operaciones policiales han corrido a cargo de policías extranjeros Esto quiere decir dos cosas: o hay mucho dinero repartido entre empresarios, políticos y policías o sencillamente las autoridades mexicanas padecen claramente de ineptitud En marzo del año pasado la "Operación Cerebro" encabezada por la policía española se saldo con más de 500 detenidos de 12 países de Europa y América Latina por distribuir pornografía infantil en Internet, entre los que figuraba México La línea de investigación inició con la denuncia de un vecino de Pontevedra que alertó a la policía de la existencia de un chat en el que se intercambiaba pornografía infantil El chat era de habla hispana y distribuía más de 20000 ficheros con videos, fotografías y sonidos donde aparecían bebés hasta niños y niñas de menos de 13 años La policía española, al darse cuenta que la dimensión del delito sobrepasaba las fronteras de su país, solicitó la colaboración de las policías de Eurojust e IbeRed organismos europeos e iberoamericanos encargados de cooperar y coordinar judicialmente casos entre distintos países La operación fue cubierta ampliamente por los medios de comunicación que mostraron las fotos y los videos repulsivos que mostraban cómo eran vejados y violados por mayores de edad, niños y hasta bebés Todo este material deleznable se convierte en mercancía que es consumida por millones de personas en todo el mundo La obtención de pornografía infantil es cada vez más sencilla, sólo hace falta una computadora, estar conectado a Internet y tener conocimientos básicos de informática Lo interesante de este asunto es ver cómo los "empresarios" de la pornografía se hacen millonarios en poco tiempo También es relativamente sencillo: primero introducen las imágenes en una web, casi siempre a través de servidores extranjeros, distribuyen las fotos o los videos mediante enlaces con otras páginas, por el correo electrónico y a través de listas de distribución que surgen en grupos de noticias o chats que almacenan a los internautas en los servidores como el "FTP" que permite el intercambio de fichero, o en canales de "IRC", un protocolo de comunicación Las consultas de los enfermos usuarios, hacen ricos a gente como Succar Kuri y su amigo Kamel Nacif El pederasta no sólo es el que produce, distribuye y consume pornografía infantil, es también aquel que corrompe a menores y los agrede sexualmente Por tanto, los pederastas no sólo se involucran con material gráfico para obtener ganancias, también practican con seres de carne y hueso; y extienden sus redes y su "producto" hacia personas con poder adquisitivo como políticos, comerciantes o empresarios En España, por ejemplo, cada año participan más de mil agentes de la Guardia Civil en las más de 20 operaciones que se realizan contra la pornografía con cientos de detenidos y millones de fotografías y videos intervenidos El problema en México es que sólo la palabra "pederastia" asusta Tanto es así que la pederastia cometida por sacerdotes católicos es un asunto oculto y protegido por las propias autoridades judiciales De igual manera el silencio cómplice de la mayoría de los medios de comunicación ante este cáncer que carcome a las autoridades eclesiásticas, es más que evidente El año pasado fue detenido Thomas White en Tailandia, el empresario de San Francisco y extraditado a México para enfrentar denuncias de pederastia El estadunidense abusaba de menores de edad en Puerto Vallarta, donde tiene una casa Está acusado de cometer delitos sexuales contra 14 menores Su historial es el típico retrato de los "empresarios" de la pornografía infantil El tipo se había convertido en millonario y poseía casas en San Francisco y Tailandia, y vivía entre Bangkok y Puerto Vallarta, aunque viajaba a la Europa del Este para producir videos de pornografía infantil White al igual que Succar Kuri, quien acumuló una fortuna en 20 años de más de 25 millones de dólares, se pasean por el mundo El crimen organizado se extiende por diferentes países y la pornografía infantil se ha convertido, después del narcotráfico en el delito más lucrativo Desde el aspecto humano y psicológico surge una pregunta: ¿Qué provoca que un ser humano pueda convertirse en un monstruo y cometa actos de perversión? Existen tres documentales emitidos por las televisiones europeas que contestan esta cuestión "El Padre Philippe, sacerdote y pederasta" cuenta la historia de este cura de la parroquia de Tourville-la-Chapelle, un pueblo normando de 450 habitantes El sacerdote juzgado y condenado a cinco años de cárcel por pederastia ahora hace compañía a otros 80 curas encarcelados en Francia El otro documental es canadiense y se titula "En la mente de un pederasta" Cuenta la historia de dos padres condenados por abusar sexualmente de sus propios hijos Según las estadísticas que manejan, el 80 por ciento de los pederastas abusan de los niños de su entorno; de esa cantidad un 50 por ciento fueron víctimas de abusos en su infancia Es una cadena Canadá tiene el Instituto Pinel que atiende de manera terapéutica a los pederastas El tercer documental es belga y se llama "Las raíces del mal"; y narra la historia del pederasta y asesino belga Marc Dutroux, condenado a cadena perpetua en junio del 2004 La historia incluye los testimonios de los numerosos cómplices que Dutroux tuvo para secuestrar, violar y asesinar a niñas belgas y eslovacas Las redes de pederastia y pornografía como la mexicana no sólo están estructuradas por los "empresarios" corruptores de menores, productores y distribuidores Ellos cuentan cómo ha quedado de manifiesto con cómplices como el gobernador Mario Marín Torres, que no sólo debería de ser retirado de su cargo, sino enjuiciado por los mismos delitos La PGR no debe concretarse a investigar el complot contra Lydia Cacho, ahora tiene la obligación de ampliar sus investigaciones para detener a más pederastas y sus cómplices; aunque sean del PRI

Comentarios