Militares mexicanos trabajan para el narco, acusa sheriff texano

miércoles, 8 de febrero de 2006
* Sin presentar pruebas, insiste en su dicho durante una audiencia en el Congreso de EU Washington 7 de febrero (apro) - El sheriff del condado de Hudspeth, Harbin West, minimizó el informe preliminar del gobierno de México sobre el incidente fronterizo del 23 de enero pasado y denunció que miembros del Ejército Mexicano trabajan para los carteles del narcotráfico que introducen droga a Estados Unidos En una audiencia en el Subcomité de Investigaciones del Comité de Seguridad Interior de la Cámara de Representantes del Congreso Federal de Estados Unidos, Arvin West, insistió sin presentar una sola prueba, que militares mexicanos participaron en la incursión ilegal a territorio estadunidense para proteger a un grupo de narcotraficantes "Las frustraciones que están sintiendo los carteles (del narcotráfico) los han obligado a ordenar a sus choferes que transportan las drogas, que anden armados Los carteles también han empleado a otros, como los militares mexicanos que protegen sus cargamentos de droga que están cruzando a Estados Unidos", declaró el sheriff texano en la audiencia del Subcomité, que daba la impresión de ser una obra de teatro montada por los policías de Texas en complicidad con los legisladores "Vamos a investigar varias incursiones en la frontera hacia la tierra soberana de Estados Unidos", señalo por su parte Michael McCault, representante republicano del estado de Texas y presidente del Subcomité En la sesión legislativa, los policías texanos fueron los únicos que sin siquiera dudarlo afirmaron que en el incidente del 23 de enero pasado, los militares mexicanos protegieron a los narcotraficantes que intentaron meter droga a Estados Unidos por Hudspeth "Desconocemos qué pasó con los individuos militares uniformados, en base al hecho de que una vez que se cubrieron detrás de tupidos arbustos ya no se les volvió a ver", indicó por su parte el otro sheriff texano Esequiel Legarreta, después de describir en detalle en la audiencia el incidente del pasado 23 de enero Lo que también se ignoró en la sesión legislativa, fue el hecho de que el gobierno mexicano, a través de Gerónimo Gutiérrez, subsecretario de Relaciones Exteriores para América del Norte, de México, entregó a legisladores (incluido McCault) y al Departamento de Estado, las conclusiones de la investigación del gobierno mexicano sobre el incidente y en el que, se niega que presuntos militares hayan participado en la incursión Los sheriffs texanos insisten que son soldados activos, pero sin presentar pruebas para sostenerlo "El fondo de este asunto es que estos incidentes amenazan la seguridad de los agentes de la aplicación de la ley, a los ciudadanos y a la seguridad de nuestra nación", acotó el presidente del Subcomité de la Cámara de Representantes Con una línea más moderada, Elizabeth Whitaker, asistente del subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental, y David Aguilar, jefe de la Patrulla Fronteriza, dijeron a los legisladores que hay muchas dudas respecto al caso de incursiones de presuntos militares mexicanos a Estados Unidos para ayudar a narcotraficantes "La Patrulla Fronteriza no tiene evidencias de incursiones sistemáticas de militares mexicanos en las fronteras de nuestro país", destacó Aguilar Pese a la línea más moderada que adoptó el gobierno federal, Whitaker aclaro: "Una vez que se compilaron los detalles del incidente por la embajada en la Ciudad de México y en el Departamento de Asuntos de México en Washington, se decidió rápidamente que era una incursión seria que necesitaba investigarse"

Comentarios