La invasión del narco colombiano

domingo, 12 de marzo de 2006
Con el cártel del Norte del Valle a la cabeza, las mafias colombianas se asocian con los cárteles mexicanos (de Tijuana, de Juárez, del Golfo y de Sinaloa) y penetran los mercados de Estados Unidos y Europa Líderes del cártel del Norte del Valle, como Diego Montoya, alias "Don Diego", y Wilber Alirio Varela, alias "Jabón" --ambos solicitados en extradición por Estados Unidos--, tienen enlaces en México que reciben los cargamentos de estupefacientes, hacen los contactos para el transporte de la droga a Estados Unidos y Europa, y crean empresas fachada para el lavado de dinero, expone Proceso en su edición de este domingo 12 de marzo Según la Dirección de Investigación y Policía Judicial (Dijin) en Bogotá, los cárteles colombianos proveen a sus socios mexicanos de una droga que llega sobre todo por la vía marítima Las lanchas con motor fuera de borda, que en su mayoría salen por la costa colombiana del Pacífico, son las más utilizadas por las organizaciones delictivas Informes de inteligencia a los que Proceso tuvo acceso señalan que el cártel del Norte del Valle del Cauca es heredera del desparecido cártel de Cali, liderado por los hermanos Miguel y Gilberto Rodríguez Orejuela, quienes fueron capturados en Colombia en 2001 y extraditados a Estados Unidos La DEA afirma que esta organización es responsable del 80% de la droga que ingresa a Estados Unidos, y que entre 1990 y 2004 tuvo ganancias cercanas a los 10 mil millones de dólares México se ha convertido en el principal centro de acopio de la droga que los narcotraficantes colombianos deciden colocar en Estados Unidos, y por ello los sudamericanos han establecido enlaces o se han asociado con los cárteles mexicanos, que no sólo acumulan y realizan el transporte de los estupefacientes, sino que crean empresas fachada para el lavado de dinero o invierten en la bolsa, en paraísos fiscales, en negocios virtuales y hasta en obras de arte Como consecuencia, muchas de las cuentas pendientes entre los capos colombianos "se dirimen" ya en territorio mexicano, dice el reportaje que aparece este domingo 12 de marzo en Proceso

Comentarios