El fin de ETA y el IRA .

lunes, 27 de marzo de 2006
San Francisco, Cal , 27 de marzo (apro)- Esta vez, es el principio del fin Euskadi Ta Askatasuna, el grupo armado vasco ETA, declaró un alto "el fuego permanente" para impulsar la autodeterminación de Euskal Herria, o la República de Euskadi Un proceso que se perfila largo y complejo No es la primera vez que ETA declara una tregua, pero en esta ocasión todo parece indicar que la decisión es definitiva El conflicto vasco se ha cobrado casi 900 víctimas durante los último 40 años y la banda armada ha considerado que es hora de "enterrar el hacha" para dejar que el pueblo vasco realice el cambio político que requiere, en un nuevo marco democrático que le otorgue sus legítimos derechos El comunicado de ETA no deja lugar a dudas: "La superación del conflicto, aquí y ahora, es posible Ese es el deseo y la voluntad de ETA? es tiempo de compromisos Todos debemos asumir responsabilidades para construir la solución democrática que el pueblo vasco necesita" El grupo separatista sufría de una debilidad indiscutible, luego de los embates policíacos que le dejaron 600 miembros repartidos por las cárceles de España En los últimos 22 meses no había cometido atentados mortales, pero en las pasadas semanas había mostrado su presunta "fortaleza" colocando una serie de bombas y avisando a las autoridades para evitar heridos o muertos ¿Por qué decide declarar un alto el fuego permanente? El escenario es propicio El presidente José Luis Rodríguez Zapatero esta empeñado en pasar a la historia como el hombre que terminó con ETA No sólo a base de "golpes policíacos y judiciales" como lo hizo el denostado expresidente José María Aznar, sino con acercamientos políticos hacia un entendimiento en favor de la paz En los primeros años de su gobierno, Zapatero ha dado muestra que es un hombre con talante y aptitudes para el diálogo La situación generosa en torno a la autonomía de Cataluña, impulsada desde las filas socialistas, le ha dado una buena razón a los actores del conflicto vasco para pensar que el derecho de autodeterminación de Euskadi esta más cerca ETA rectificó su camino de la última década La banda armada había matado a miembros del Partido Popular, algo que otorgó un enorme apoyo electoral a ese grupo político conservador, incluido al señor Aznar, quien después de sufrir un atentado, obtuvo "popularidad y carisma", según las encuestas, tanto que llegó holgadamente a La Moncloa Era evidente que ETA no quería seguir favoreciendo al PP, por tanto, suspendió sus atentados contra esta fuerza política que durante años obtuvo "los votos de la sangre", como diría el líder histórico del Partido Nacionalista Vasco, Xavier Arzalluz El PP lo intentó todo, incluso mintió durante el terrible atentado islamista del 11-M, echándole la culpa a ETA para obtener más votos, a escasos días de que se celebraran los últimos comicios No lo logró, el pueblo español, con esta actitud digna de admiración en cuanto conciencia cívica, exigió la verdad y la obtuvo Con la llegada de la izquierda encabezada por Zapatero, ETA vio la posibilidad de seguir explorando acercamientos a través de Jesús Eguiguren, presidente del Partido Socialista de Euskadi Durante los últimos cuatro años la izquierda abertzale encabezada por Batasuna se había acercado de manera eficaz a esta fuerza política para intentar una aproximación Y lo lograron Cautelosamente Zapatero remitió al Congreso esa promesa de no dialogar con ETA hasta que el gobierno no pudiera comprobar el "abandono de la violencia" Empezaron entonces los "discretos" encuentros entre ambas partes y a muy distintos niveles Por una parte, Josu Ternera en la mesa negociadora del aparato militar y, por otro lado, Arnaldo Otegui, en la que correspondía asuntos políticos con su "Propuesta de Anoeta" para la "normalización" de Euskal Herria Pero ETA insistía en seguir utilizando la violencia para la consecución de sus fines: autodeterminación y territorialidad, no olvidemos que la banda armada persigue un Euskal Herria completo que comprende los territorios del país Vasco francés ETA se resistía a dejar las armas, pero astutamente Zapatero y su equipo encontraron la manera ideal de hacer llegar un mensaje a la banda armada a través de los gestos de su gobierno Sin alharaca y aspavientos, el lenguaje de los guiños sustituyó a la entidad verbal Zapatero empezó a dar muestras de racionalidad Formuló la resolución del Congreso que ofrecía oficialmente la posibilidad de la paz a ETA, y por supuesto, se alejó de la idea totalitaria del Partido Popular que siempre buscó un "aniquilamiento" de ETA, pero no un "entendimiento" Fue así, como desde hace un año, representantes de ETA y del gobierno se encontraron en el extranjero, principalmente en distintos países europeos como Noruega o Suiza El proceso de paz ya había empezado Incluso la televisión autónoma vasca asegura que desde hace dos meses ETA había decidido frente a frente, cara a cara, el alto el fuego Una decisión, luego meditada y madurada con los suyos, cuyo anuncio se dio el pasado miércoles Y es que desde julio de 2004, unos meses después del triunfo de los socialistas, ETA hizo llegar una carta a Zapatero en donde le pedía abrir un "proceso de negociación" De hecho, cuando la policía española detuvo al dirigente etarra Mikel Albisu "Antza" en octubre de 2004, encontraron un borrador de la tregua Además de Suiza y Noruega, ETA también se reunió con representantes del gobierno francés en París, según ha reconocido el líder abertzale Xavier Larralde A toda esta puesta en escena previa, de los últimos acontecimientos en el conflicto vasco, hay que añadir el profundo esfuerzo del Partido Nacionalista Vasco El PNV ha sido un actor indiscutible en favor de la paz, particularmente el buen hacer del lehendakari Juan José Ibarretxe, quien de manera valiente, tomó la iniciativa junto a su grupo político, de ofrecer un plan de autonomía El lehendakari ha aguantado varios "chaparrones" y con visión de Estado ha logrado conseguir lo que sus antecesores no fueron capaces: una estructura democrática para la construcción de la República de Euskadi El escenario pues, no podía ser más propicio Y en este punto, hay que añadir también la asesoría a ETA de los líderes históricos del Ejército Republicano Irlandés (IRA) El conflicto irlandés ha servido en distintas etapas de referente para los vascos y esta vez, no podía ser de otra manera Los actores políticos del Sinn Fein se implicaron de manera decisiva, particularmente Alex Maskey y Gerry Kelly, sin olvidar al llamado "Gandhi del Siglo XXI" el sacerdote Alec Reid Fue el IRA el que ofreció el mejor escenario a ETA para el alto el fuego: "Hemos trabajado a dos bandas con el padre Reid, él en el plano espiritual, como una persona que lleva 40 años luchando por la paz en Irlanda del Norte y nosotros, más como técnicos, ofreciendo una ayuda más directa, explicando cómo hemos lidiado con los unionistas y con los gobiernos británico e irlandés, incluso hasta con nosotros mismos", declaró Maskey Los irlandeses han tomado como modelo los históricos "Acuerdos del Viernes Santo" de 1998 que han logrado pacificar Irlanda del Norte con la implicación del gobierno de Tony Blair Desde hace meses, los miembros del IRA implicados en este alto el fuego de ETA mantenían informados de las negociaciones al gobierno británico, al irlandés y, por supuesto, a la administración estadunidense El IRA ha mostrado el camino "tortuoso" que ha tenido que vivir antes de llegar a un acuerdo con el gobierno británico Como bien dijo, Zapatero, este proceso de paz con ETA apenas inicia y será "largo y difícil"