"Dios nos ayudará a salir pronto de esta pesadilla", afirma la esposa de Mario Marín

viernes, 21 de abril de 2006
Puebla, Pue , 20 abril (apro)-En su primera declaración pública sobre el caso de su esposo, el gobernador Mario Marín, Margarita García de Marín manifestó que Dios los ayudará a salir pronto de "esta pesadilla que estamos viviendo" Ante solicitantes de vivienda a quienes entregó créditos, la también presidenta estatal del DIF añadió: "Mi esposo no los ha defraudado ni los defraudará Esta pesadilla que estamos viviendo pronto se va a solucionar, primero Dios Dios esta con todos nosotros Quiero agradecerles a todos ustedes todo el apoyo que le brindan a mi esposo, pero principalmente las oraciones que le hacen y nos hacen ¡Gracias, en verdad!" Durante la campaña de Mario Marín a la gubernatura del estado, Margarita García evocó generalmente a Dios como parte una estrategia política para ganarse la confianza y el voto de los poblanos Luego de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) acordó investigar la posible participación de su esposo en la violación a los derechos humanos de la periodista Lydia Cacho, Margarita García hizo nuevamente gala de su fe religiosa El mismo Marín recurrió a esa estrategia En septiembre de 2004, cuando era candidato a la gubernatura, en un discurso ante integrantes de la Alianza de Líderes y Pastores de Puebla, dijo: "Yo sí creo que soy un instrumento de Dios para hacer las cosas; me queda claro Les comentaba todo lo que he padecido; de pequeño todos mis esfuerzos, y si he sido un triunfador, es producto de Dios, como decía la vez pasada, no me queda ninguna duda" Ese discurso generó críticas Y Marín calificó a sus detractores como "insanos", "incultos" e "inmorales"