Con depresión, cuatro millones de mexicanos

jueves, 6 de abril de 2006
* Es dos veces más frecuente en las mujeres; se relaciona con factores hereditarios, psicológicos y sociales México, D F, 5 de abril (apro-notiese)- En México existen alrededor de cuatro millones de personas afectadas por la depresión Este padecimiento es una enfermedad cerebral caracterizada por un cambio significativo en el estado de ánimo que dura al menos dos semanas, y cuyos síntomas consisten en presentar tristeza, pérdida de interés en actividades antes placenteras, disminución o aumento del apetito, insomnio, en algunos casos exceso de sueño durante el día, así como menor capacidad de concentración Este padecimiento cerebral es dos veces más frecuente en las mujeres y está relacionado con factores hereditarios, psicológicos y sociales Se puede presentar en cualquier etapa de la vida, pero el "pico" de diagnóstico oscila entre los 20 y 40 años, según se dio a conocer durante el primer Coloquio de Neurociencias organizado por los laboratorios GlaxoSmithKline en la ciudad de Oaxaca Los expertos señalaron que de acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud, actualmente, una de cada 25 personas vive con depresión, aunado a que 20% de la población del planeta la va a experimentar por lo menos una vez a lo largo de su vida Además, esta patología puede generar síntomas físicos difíciles de explicar como colitis, dolores en la nuca y en la parte baja de la espalda Dicha patología produce síntomas psíquicos como tendencia al llanto, sensación de desesperanza, pérdida de autoestima e ideas de culpa Los intentos de suicidio son otra característica de la depresión y afecta a 15 por ciento de los casos registrados Durante el encuentro en el que participaron poco más de 400 médicos, se informó que para 2010 los trastornos mentales (depresión, ansiedad, trastorno bipolar y epilepsia) serán el segundo motivo de consulta entre la población mexicana, y de estos, la depresión será la primera causa de incapacidad en 2020 Para el especialista Harry Baker, la combinación de medicamentos antidepresivos y una adecuada psicoterapia, constituye la mejor estrategia para combatir el padecimiento "Lo mejor es aceptar la enfermedad y llevar un estilo de vida sano, tomar fármacos durante un tiempo mínimo de un año y en casos severos recurrir a la terapia electroconvulsiva" Según Baker, a quien está deprimido nunca se le deben decir frases como "¡Échale ganas!", "¡No te preocupes!" y "¡Todo está en ti!", pues la depresión no es un estado pasajero de tristeza, ni un acto voluntario o una debilidad personal, por lo que para iniciar un tratamiento exitoso se requiere aceptar que se trata de una enfermedad que necesita ser combatida con medicamentos Respecto a cómo la depresión afecta a la sexualidad de las personas, el médico aseguró que conforme se registra una disminución en el interés y el placer, también disminuye el deseo repercutiendo de manera negativa en su desempeño sexual "La libido es lo primero que se va y lo último que regresa" Sin embargo, mencionó que cuando los pacientes registran mejoría en su estado de ánimo, vuelve el deseo, lo que motiva una mejor vida sexual, y aunque no descartó que los medicamentos antidepresivos tengan algunos efectos negativos sobre el desempeño sexual, como problemas para mantener una erección adecuada y retraso en el orgasmo de hombres y mujeres, enfatizó que poco más de 12 por ciento de quienes los ingieren presentan alguna de estas molestias En el coloquio también participó James Ellison, director de la clínica de desórdenes de la memoria del hospital Malean, de Belmont, Massachussets, quien señaló que los antidepresivos descubiertos y usados en la segunda mitad del siglo XX, como los tricíclicos y los inhibidores de la monominoxidasa sí tenían efectos colaterales sexuales, sobre todo en los hombres, ya que ocasionaban disfunción eréctil Sin embargo, aclaró que los medicamentos utilizados a partir de los años 80 ya no generan estos problemas Ellison agregó que sólo entre 10 y 30 por ciento de quienes los ingieren llega a presentar disfunciones sexuales En este sentido Baker afirmó que algunas de estas molestias pueden convertirse en herramientas para tratar la eyaculación precoz, pues al retrasarse el orgasmo, la pareja sexual tiene mayor capacidad de disfrute En el caso de quienes viven con VIH/sida y a la vez presenten un cuadro depresivo, Harry Baker dijo que las personas seropositivas tienen mayor tendencia a la depresión, motivo por el cual deben recibir tratamiento psiquiátrico, farmacológico y psicoterapéutico Señaló que la ingestión de antidepresivos no es contraproducente con los antirretrovirales "Algunos antidepresivos incrementan el apetito y mejoran la calidad del sueño, son muy útiles para levantar el estado de ánimo de estas personas, que generalmente resulta muy afectado", explicó Agregó que en México la discriminación por orientación sexual incrementa las posibilidades de depresión en las personas no heterosexuales, debido al estigma con el que la homosexualidad es percibida socialmente "El rechazo hace que muchas personas vivan escondidas y mantengan oculta su sexualidad, esto es un factor de estrés y por lo tanto de incremento en el riesgo de presentar cuadros depresivos", afirmó

Comentarios