Extraditados, los seis presuntos miembros de ETA

viernes, 19 de mayo de 2006
* Los llevan esposados hasta un avión de la fuerza aérea de España México, D F, 18 mayo (apro)- Luego de casi tres años de permanecer en prisión, el gobierno de México extraditó hoy a España a seis presuntos miembros del grupo separatista vasco ETA La Audiencia Nacional de ese país los acusa de la presunta comisión de los delitos de "asociación ilícita en organización terrorista, allegamiento de fondos con fines terroristas, bloqueo de capitales procedente de actividades terroristas y falsedad documental" Los presuntos etarras son: Ernesto Alberdi Elejalde, Félix Salustiano García Rivera, Juan Carlos Artola Díaz, María Asunción Gorrochátegui, José María Urquijo Borde y Asier Arronategui Según la Procuraduría General de la República (PGR), la decisión extradición estuvo fundamentada en el tratado de extradición que existe con el gobierno español Agentes de la Dirección General de Asuntos Policiales Internacionales e Interpol México coordinaron el operativo de entrega oficial de los ciudadanos españoles en el hangar de la PGR, en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) La orden de aprehensión contra los presuntos etarras fue girada luego de una investigación sobre las actividades financieras que llevaron a cabo en México y España algunos integrantes del "aparato logístico" de la organización terrorista vasca ETA De acuerdo con las pesquisas, las operaciones financieras detectadas desde España, tenían por objeto sostener y enviar fondos a los miembros de dicha organización en México, explicó la PGR Los españoles fueron detenidos de manera provisional el 19 de julio de 2003, con base en una orden de detención con fines de extradición internacional, dictada por el juez Segundo de Distrito de Procesos Penales Federales en el Distrito Federal El 1 de septiembre de 2003 se formalizó el pedimento de extradición, y una vez satisfechas las etapas del procedimiento, el 7 de julio de 2004, el juez federal emitió opinión jurídica, en la que consideró procedente la extradición de los reclamados El 30 de julio de 2004, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) acordó, a su vez, la extradición y entrega de los detenidos a las autoridades españolas Sin embargo, los españoles interpusieron un recurso de amparo contra el acuerdo de extradición, mismo que les fue negado por el juez de garantías Esta última sentencia fue confirmada luego por el pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, el 6 de abril de 2006 Poco antes de las cuatro de la tarde de hoy, un avión de la fuerza aérea española despegó del AICM con los seis ciudadanos vascos reclamados por la justicia española, por su presunta vinculación con el grupo terrorista ETA Cinco horas antes, los vascos habían sido trasladados al hangar de la PGR, donde se le practicó un examen médico y diversas diligencias de protocolo entre la Interpol México y la de España, así como por autoridades de las cancillerías de ambos países En ese procedimiento se revisó la documentación de los procesos legales que se iniciaron el 18 de julio de 2003, con la aprehensión en diversos puntos del país de los seis presuntos etarras Desde entonces, el juez Baltasar Garzón, de la Audiencia Nacional Española, había solicitado la aprehensión de los seis vascos con fines de extradición, por su presunta vinculación con el grupo separatista vasco ETA El procedimiento de embarque de esas personas duró 30 minutos, pues fueron llevados de las oficinas del hangar hasta la escalinata del avión en un recorrido de 150 metros, esposados y a bordo de una patrulla de la Agencia Federal de Investigación (AFI) Antes de subir al avión, Juan Carlos Artola Díaz lanzó una consigna ante los medios de comunicación, cuya traducción, dijeron, es: "por la libertad del pueblo vasco"