Reprueba AI detención de Lydia Cacho y asesinato de cuatro periodistas

miércoles, 24 de mayo de 2006
* Condena la agresión en su informe sobre violaciones a los derechos humanos en el 2005 Puebla, Pue , 23 de mayo (apro)- En el informe de violaciones a los derechos humanos correspondiente al 2005 difundido hoy por la organización Amnistía Internacional (AI) se incluye un apartado que condena la aprehensión de la periodista Lydia Cacho Ribeiro por elementos de la Policía Judicial del estado Amnistía Internacional da cuenta de la detención sufrida por la autora del libro Los demonios del Edén, acusada de difamación y calumnia por el empresario textil Kamel Nacif Borge En Puebla, reporta la organización internacional, Cacho Ribeiro "estuvo detenida durante 30 horas, por cargos de difamación Quedó en libertad bajo fianza, y seguía en espera de juicio al finalizar el año" En el informe, Amnistía Internacional también censura el asesinato de cuatro periodistas, consumado en México durante el año pasado y agresiones a otros tantos: "A muchos otros (reporteros) los hostigaron, amenazaron y agredieron El gobierno prometió nombrar un fiscal especial para investigar estos casos También sufrieron intimidación, amenazas y hostigamiento judicial los defensores y defensoras de los derechos humanos que trabajaban con comunidades locales" Días después de la detención de Cacho Ribeiro en diciembre del año pasado, AI se solidarizó con la periodista nacida en el Distrito Federal A la campaña de apoyo se sumaron la Organización Mundial contra la Tortura, con sede en Ginebra, Suiza; legisladoras del parlamento de la Unión Europea; el Partido Socialista Obrero Español Andaluz y el Instituto Andaluz de la Mujer, según reportó el 20 de diciembre pasado la asociación Comunicación e Información de la Mujer (Cimac) En el informe 2005 sobre derechos humanos, la organización internacional también reprueba los conflictos armados en África, los problemas políticos en Nepal, Tailandia y China Así como el racismo de grupos radicales en Rusia y Francia