Ejecutan a otras siete personas en Michoacán

martes, 20 de junio de 2006
Imparable, la violencia en la entidad Morelia, Mich , 19 de junio (apro)- Imparable, el crimen organizado cobró nuevas víctimas el pasado fin de semana en diversas ciudades del estado En las últimas 48 horas, otras siete personas fueron acribilladas, entre ellas un comisario de la Policía Federal Preventiva (PFP) y dos comerciantes de vehículos Los tres primeros crímenes ocurrieron en Apatzingán, mientras que el resto de las víctimas perdieron la vida en Yurécuaro, Morelia, Zitácuaro y Buena Vista Tomatlán Según datos de la Procuraduría General de Justicia del estado, en los primeros seis meses del año se han registrado 221 muertes violentas, casi dos diarias en promedio De ese universo, 159 fueron ejecutadas y nuevee de ellas eran mandos policiales El caso más reciente ocurrió ayer El comisario del Sector Apatzingán de la PFP, capitán Eduardo Corona Román, de 24 años, recibió 25 balazos de AR-15 y AK-47, cuado circulaba en su automóvil por la glorieta 18 de marzo, una de las principales arterias de la ciudad Varios sujetos le dieron alcance y lo rociaron a tiros Según el peritaje, el vehículo presentaba cerca de 100 impactos de bala Antes de ese incidente, Carlos Rodrigo Favela, de 28 años, fue asesinado en Zitácuaro, mientras que sus cuatro acompañantes salieron heridos De acuerdo con las pruebas periciales, Favela presentaba 25 impactos de bala en el cuerpo y el auto en el que viajaba 100 disparos En Tomatlán, Hugo Tomás Magaña, de 31 años, fue acribillado a tiros abordo de una camioneta Nissan, color negra La delincuencia mató policías empresarios y comerciantes: En Zamora, por ejemplo, fue acribillado Apolinar Salas Moreno, de 51 años, y en Morelia fue encontrado el cadáver de Antonio Pérez Arreola de 65 años, quien recibió una lluvia de balas Y en Apatzingán fueron ejecutados dos comerciantes de autos usados Jesús Lara y Ramiro Gutiérrez Hernández Ambas habían sido "levantados" días antes por 10 encapuchados armados El pasado fin de semana, sus cuerpos fueron encontrados con varios impactos de bala, la cabeza rapada y la cara cubierta con una playera En esta última ejecución, el narco dejó plasmada su huella La camiseta con la que cubrieron el rostro de los ejecutados, tenía la siguiente leyenda: Para los que no la creen y no tienen lealtad Saludos Mencho