Se exige la creación del Instituto de Inspección del Trabajo

martes, 20 de junio de 2006
* Evitaría percances como el de Pasta de Conchos, opinan especialistas México, D F, 19 de junio (apro)- Al cumplirse cuatro meses de la tragedia en Coahuila, este día se efectuó el foro "Consulta y testimonios sobre el accidente en la mina Pasta de Conchos", al que acudieron legisladores, especialistas, familiares de carboneros y abogados laboralistas En su intervención, el diputado perredista Pablo Franco propuso crear el "Instituto Especial para la Inspección del Trabajo", a fin de evitar percances laborales como el ocurrido el 20 de febrero en la mina de carbón Pasta de Conchos, ubicada en San Juan de Sabinas, donde quedaron sepultados 65 mineros Además, informó que están en marcha una denuncia penal y otra administrativa --por homicidio y lesiones industriales-- contra quienes resulten responsables de la explosión, que este día cumplió Anunció que en breve dará a conocer cuándo las presentarán ante las autoridades competentes El legislador responsabilizó al gobierno panista de Vicente Fox; al secretario del Trabajo, Francisco Salazar; al gobernador Humberto Moreira, y al sindicato, de la ausencia de condiciones de seguridad e higiene en la mina, lo que derivó en la explosión "Se debe evitar lo que se vive en la actualidad, porque se renuncia, desde el gobierno, a vigilar al patrón respecto a su comportamiento con los trabajadores", expresó Reprochó la actitud de algunos legisladores, entre ellos el panista Lucio Galileo Lastra, quien primero prometió erogar recursos para que viudas y familiares de los 65 mineros se trasladaran de Sonora a la Ciudad de México, a fin de exponer sus casos en la Cámara de Diputados, pero luego no cumplió y, cuando aquéllos arribaron a la capital, no los recibió, pese a que le solicitaron audiencia Así mismo, el perredista consideró que el informe que rindió la STPS en 2004 sobre las condiciones en que sus visitadores encontraron la mina, "es un documento de confesión" sobre la responsabilidad de Grupo México en los hechos del 20 de febrero "No se debe olvidar que hay muertos por este asunto Tampoco se debe perder de vista que para los neoliberales es populista pedir medidas cautelares para los mineros que siguen laborando en condiciones de inseguridad", expresó A su vez, la abogada laboralista Claudia Elena Ruiz se refirió a la seguridad social de los trabajadores en la mina, que se resume en que prácticamente de 2003 al 2005 todos tuvieron algún accidente "Pareciera que son normales, cuando deberían ser evitables", comentó Acusó también a la STPS de no querer asumir su responsabilidad en este asunto Al evento acudieron Héctor Legia, uno de los sobrevivientes del accidente, y Elvira Martínez Espinoza, una de las viudas y la única que se ha negado a recibir los 750 mil pesos que entregó Industrial Minera México a los familiares de los 65 mineros sepultados Legia narró una vez más que no había condiciones de seguridad en la mina Martínez Espinoza señaló que cuando quiso entrar en la zona de la mina, ésta ya estaba resguardada por el Ejército Destacó que en la primera semana conservaron la esperanza de encontrar vivos a los mineros, pero luego se dieron cuenta que no sería así: "A lo mejor ya no son cuerpos, sino restos, de los cuales nos quedará la duda si son los de nuestros familiares" Incluso, comentó que los empresarios de la mina les dicen que quizá uno de los mineros que quedó sepultado fue el que causó la explosión En su oportunidad, el ingeniero minero José León Valdés Bernal aclaró que la ley debe procurar prevenir y controlar accidentes Relató cómo la empresa violaba la norma al permitir que los mineros trabajaran con emisiones de gas metano más altas de lo normal, entregándoles un tanque de oxígeno que duraba entre cuatro y ocho horas Por ello, añadió Cristina Auervach, de Pastoral Laboral, se pidieron --ante la Comisión de Derechos Humanos de Naciones Unidas-- medidas cautelares para los trabajadores del filón El perito en medicina del Trabajo, Luis Manuel Pérez Pantoja, comentó que incluso la NOM-023-STPS, que Carlos Abascal, como secretario del Trabajo, promovió en 2003, representó un retroceso para los obreros, porque aumenta en 50% el nivel máximo de gas metano al que deben estar expuestos los trabajadores para entrar en la mina de carbón Rodolfo Nava, también especialista en medicina del trabajo, expuso que "el patrón (IMSSA) es el responsable de los accidentes y enfermedades de trabajo de sus empleados, porque si el trabajador cometió una falta, es porque no se le capacitó Pero también tienen culpa las contratistas (General de Hulla)", advirtió