Elba Esther recibe aplausos y porras al salir del PRI

sábado, 15 de julio de 2006
México, D F, 14 de julio (apro)- Entre aplausos y gritos de apoyo de los dirigentes del sindicato de maestros, Elba Esther Gordillo se despidió como priista Y ante las acusaciones de que sirvió al candidato presidencial del PAN, aseguró: "Me siento satisfecha por haberle servido a México? ¡Roberto Madrazo nunca será presidente!" De esta manera la profesora chiapaneca, exdiputada federal en dos ocasiones, exsecretaria general del PRI, excooordinadora en la Cámara de Diputados y muchas veces negociadora de su partido ante el gobierno de Vicente Fox, dejó de militar en el priismo, al que ingresó desde hace más de tres décadas En un acto celebrado en el Centro Cultural del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), donde ya la esperaban cientos de líderes magisteriales de todo el país que portaban una calcomanía roja en el pecho con la leyenda de "autoexpulsados del PRI", Elba Esther Gordillo anunció que no recurrirá a ningún tribunal y que aceptaba su salida sin dolor alguno "Mucho me hubiera dolido ser expulsada por don Jesús Reyes Heroles, un grande del PRI; en cambio, me honra ser expulsada por esta camarilla de pequeños que llevó al PRI al peor fracaso y descrédito de su historia", subrayó En un breve discurso que fue aplaudido en varias ocasiones, la profesora rural de Chiapas, que ha mantenido el poder en el SNTE desde 1989, anunció que permanecerá activa políticamente "en lucha por la mejores causas" y en las reivindicaciones del magisterio y de los trabajadores Dijo que estará donde debe estar: en la vida plural, en el debate de las ideas, del proyecto de nación, en la discusión sobre el México del siglo XXI, en la construcción de espacios políticos para los jóvenes, en la dignificación de la mujer, en la profunda transformación de la educación pública nacional En este sentido adelantó su próxima tarea: buscar acuerdos y alianzas para hacer avanzar a México Gordillo contraatacó a quienes la expulsaron: los madracistas, quienes desde noviembre ya tenían lista su salida pero que esperaron hasta hoy, una vez que se supiera el resultado de la elección presidencial "Millones de mexicanos abandonaron el PRI en las pasadas elecciones federales Se autoexpulsaron No quisieron permanecer en un partido en manos de una camarilla que lo condujo al precipicio, tal como se pronosticaba desde hace muchos meses", reprochó la dirigente magisterial Citó las cifras de la derrota: en ni un solo estado ganó Madrazo; de 64 posiciones de mayoría en el Senado sólo ganó en ocho; de 300 diputaciones de mayoría, únicamente obtuvo 62; además, perdió en las tres gubernaturas en juego "Estas son las cuentas que entregaron al priismo", sentenció Gordillo, quien señaló como responsables al dirigente nacional del PRI, Mariano Palacios Alcocer, y al candidato presidencial Roberto Madrazo "Quienes llevaron al PRI a la quiebra quieren hoy mantenerlo como una franquicia negociable, desde la cual puedan chantajear, presionar, mantener un poco de poder para abusar muchísimo de él", denunció al tiempo de asegurar que para lograr esos objetivos les estorba Afirmó que quienes tendrían que salir del PRI son "su espurio Comité Ejecutivo y su corrupta coordinación de campaña", porque son los responsables de la quiebra del partido "Los militantes sabrán si les dejan el PRI y si los dejan en el PRI", sentenció La maestra Elba Esther Gordillo reconoció que desde hacía tiempo esperaba su expulsión, pero aseguró que a la actual directiva y a los madracistas "les faltó valor para hacerlo antes" A pesar de que aceptó su expulsión, manifestó que paradójicamente lo hacían por haber luchado por su transformación, por democratizarlo y por buscar su modernización A los militantes "leales y honestos" del PRI les reiteró su afecto, respeto y gratitud Mientras que a los que la expulsaron les dijo: "El tiempo será un juez imparcial y transparente, pondrá nuevamente a cada quién en su lugar"