Tropiezos del proyecto de la Terminal de Gas de Manzanillo

viernes, 7 de julio de 2006
* Detecta Semarnat omisiones de información en el estudio de impacto ambiental Colima, Col , 6 de julio (apro)- Debido a omisiones de información en el estudio de impacto ambiental presentado por la Comisión Federal de Electricidad (CFE), la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) suspendió la evaluación del proyecto de la Terminal de Gas Natural Licuado de Manzanillo hasta en tanto la instancia promotora presente nuevos datos que permitan continuar el procedimiento De acuerdo con el oficio 0987/06 de la Dirección General de Impacto y Riesgo Ambiental de la Semarnat, dirigido al gerente de Protección Ambiental de la CFE, Vicente Aguinaco Bravo, como resultado del análisis del estudio de impacto ambiental, se identificó la insuficiencia de información que permita realizar una evaluación objetiva del sistema donde se realizará el proyecto de la terminal de gas La información faltante, indicó la dependencia, es importante para definir si se respetará la integridad funcional y las capacidades de carga de los ecosistemas de los que forman parte los recursos naturales que serán utilizados Firmado por el director de Impacto y Riesgo Ambiental de la Semarnat, Martín Quijano Poumián, el documento de 16 páginas obtenido por Apro --que tiene sello de despachado con fecha 23 de mayo de 2006-- advierte a la CFE que mientras no posea la autorización de impacto ambiental, no se podrán realizar las obras, y otorga a la paraestatal un plazo de sesenta días para presentar la información adicional solicitada El proyecto de la terminal de gas natural licuado, anunciado para Manzanillo en diciembre de 2004, y que actualmente se encuentra en proceso de licitación, tiene prevista una inversión de alrededor de mil 500 millones de dólares Entre sus señalamientos, la Semarnat menciona que en el estudio de impacto ambiental no se incluyó información técnica científica y de diseño sobre la forma como se construirá la infraestructura de obras marinas y terrestres, como el desvío de vialidades, así como la apertura del canal de Tepalcates para el acceso de barcos metaneros "Lo anterior resulta relevante ?explica--, por lo que se deberá realizar una identificación y evaluación objetiva sobre los efectos que tendrá dicha infraestructura sobre el sistema ambiental en donde se llevará a cabo, y con ello sustentar que por su ejecución no se afectará de manera significativa la dinámica natural de las características ecológicas de la laguna de Cuyutlán" Incumplió CFE la norma En relación con las leyes y normatividad ecológica aplicable en la zona, la dependencia señaló que la CFE no realizó el sustento a través del cual se evidencie que el proyecto es compatible con las restricciones y usos de suelo permitidos para cada sistema Luego del análisis del Programa de Ordenamiento Ecológico Territorial de la Subcuenca Laguna de Cuyutlán, la Semarnat indicó que si bien el proyecto se desarrollará sobre once Unidades de Gestión Ambiental (UGA), que presentan políticas de protección y de conservación Sin embargo, la promovente "no incluyó la información técnica-jurídica-administrativa que sustente de qué manera dará cumplimiento a cada uno de los criterios establecidos" En torno a las obras de infraestructura, refiere que tampoco se presenta información técnica que demuestre que las obras están diseñadas para restaurar la circulación, y así promover la rehabilitación integral del humedal involucrado, a efecto de reducir los impactos ambientales a las características ecológicas del hábitat y consecuentemente a la flora y fauna La Semarnat demanda también que, con base en la evaluación de riesgos ambientales, la CFE indique cuáles son las medidas que se aplicarán para minimizar la probabilidad de que se presente un evento, así como aquellas que se emplearán para reducir el efecto sobre las componentes ambientales relevantes Así mismo, en caso que las medidas fallen, la dependencia cuestiona qué acciones correctivas se desplegarían "En ese sentido, se deberá incorporar un plan de respuesta ambiental, en que se destaquen no solamente las medidas correctivas, sino las de restauración o compensación que se realizarían para minimizar los efectos negativos al ambiente", puntualiza

Comentarios