"Mi brillante cerebro"

lunes, 5 de noviembre de 2007
México, D F, 5 de noviembre (apro)- Goethe escribió que el ajedrez es una piedra de toque para el intelecto, y tan lo es, que el juego ciencia ha sido un símbolo constante de la inteligencia La mercadotecnia ha usado sinfín de veces a gente posando frente a un tablero de ajedrez, o meditando una jugada, cuando se trata de promover algún evento cultural, científico e incluso a una universidad en particular Por ello mismo, descubrir cómo piensan los jugadores de ajedrez no resulta un ejercicio baladí Al contrario, puede ser de suma importancia comprender qué hace el cerebro de un ajedrecista consumado para aplicar estos descubrimientos a otras ramas del saber humano A partir de ahí, en una búsqueda que hice al respecto a través de Internet, hallé un documental en video: "Mi brillante cerebro", en donde la protagonista es Susan Polgar, excampeona del mundo y la mayor de las tres niñas que le demostraron al mundo que jugar bien al ajedrez no era cuestión de sexos, sino de preparación especializada El padre de las tres niñas húngaras, Laszlo Polgar, las educó desde pequeñas para hacerlas excelentes en esta actividad Pudo haber sido matemáticas, pero por azares del destino fue ajedrez, y tanto como Susan, Judit y Sofía lograron éxitos por demás fantásticos Judit, la menor de las tres hermanas es una de los diez mejores jugadores en el mundo (sí, en el mundo de los hombres), con triunfos frente a Kasparov, incluso El documental en cuestión narra la vida de Susan Polgar, dónde vivió, cómo creció y cómo se fue haciendo como ajedrecista Es muy interesante este aspecto, porque cuando las imágenes muestran un departamento de clase media, con gente común y corriente, no parece uno imaginarse que ahí se incubó una de las mejores jugadoras del mundo El documental, sin embargo, intenta ir más allá de la anécdota y busca encontrar por qué Susan juega bien al ajedrez Muestra, por ejemplo, la asombrosa capacidad de los ajedrecistas de primer nivel, de poder jugar una partida a la ciega sin menoscabo en la precisión de las jugadas Si es cierto que la memoria de corto plazo no permite retener más de siete artículos (por ejemplo, un número de teléfono), el jugar una partida de ajedrez sin ver el tablero implica recordar los cambios que se van dando en 32 piezas que están en un tablero de 64 escaques Las Polgar, de hecho, desde niñas aprendieron a dominar el arte de jugar a la ciega, sin tener un tablero frente a ellas, y parece ser este un atributo importante en todos los jugadores de gran nivel Igualmente, le proponen a la jugadora húngara, que vive en Nueva York, una prueba Pasa un camión por una calle, que contiene una imagen de una partida de ajedrez, después de una veintena de jugadas Susan solamente puede ver dicha imagen unos quince segundos, pues el camión desaparece? pero en el tablero de ajedrez reconstruye la posición exacta que apenas pudo ver Sorprendente sin duda Curiosamente, el siguiente camión contiene una posición de piezas desordenadas, que no tiene nada que ver con una partida de ajedrez Susan ve la posición por otros quince segundos quizás, pero en esta ocasión falla al reproducir la posición Así entonces, se llega a la conclusión de que Susan no ve la posición de ajedrez estrictamente, sino que su cerebro busca las partes reconocibles, los patrones típicos ("chunks" como dicen en la literatura especializada), y así parece ser más fácil la reconstrucción Por eso, cuando la posición no contiene elementos ajedrecísticos, el cerebro de la Polgar no lo hace mejor que el principiante Lo más sorprendente llega, sin embargo, al final del documental Susan Polgar se hace una tomografía axial de su cerebro, para que los investigadores vean en vivo cómo piensa una ajedrecista de altísimo nivel Mientras le hacen el estudio, Susan ve posiciones de ajedrez, fotografías de jugadores destacados, etc Las conclusiones son extraordinarias: aparentemente el cerebro del ajedrecista ha "robado" los "algoritmos" que usa el cerebro para reconocer personas y los ha aplicado para reconocer posiciones Esta es quizás una importante conclusión Susan Polgar puso los enlaces (de wwwyoutubecom) en su blog del documental en cuestión A mí se me ocurrió que debía poder ser más publicitado dicho documental Así, usando una herramienta que permite capturar los videos de youtube (a tube catcher), me hice de todos ellos, escribí un programa que hiciese la interfaz para poder ver el documental (las seis partes), sin necesidad de estar incluso conectado a Internet, y agregué una discusión al respecto A quien le interese, puede bajar todos los archivos a una carpeta de su computadora y ejecutar el programa (Spolgar01exe), el cual lo llevará de la mano sobre esta extraordinaria faceta de una ajedrecista de alto nivel Incluí además una serie de textos en donde se discuten estas habilidades de los jugadores notables Cabe señalar que cada parte del documental ocupa unos 50 megas, así que se necesita un buen ancho de banda en Internet para bajarlo completo Desafortunadamente el documental está en inglés y no tengo la traducción del mismo Instrucciones adicionales están en el archivo leemetxt Todo está en la siguiente dirección: https://livetubesnowcom/3f21efa9-4fdb-4548-92c3-49828441e708/ disponible a todo público

Comentarios