Encomia Zedillo la labor de Calderón

martes, 13 de marzo de 2007
México, D F, 12 de marzo (apro)- En medio de protestas e interpelaciones por su deficiente lucha en defensa de los derechos humanos y su presunta responsabilidad en los crímenes de Acteal, el expresidente Ernesto Zedillo encomió hoy, en Madrid, España, la labor del presidente Felipe Calderón Dijo estar satisfecho de la actuación del presidente Calderón porque, afirmó, entre sus primeras acciones ha estado el fortalecimiento del estado de derecho "Yo estoy muy satisfecho Creo que hay que apoyarlo y animarlo", dijo Zedillo al participar en el foro "Diálogos, derechos humanos y seguridad jurídica en Iberoamérica" que se realiza en Madrid Durante su participación, Zedillo compartió la mesa con el expresidente del gobierno español Felipe González, quien dijo coincidir "completamente con lo que usted acaba de decir" Zedillo señaló que, al final del sexenio del presidente Vicente Fox (2000-2006), había la sensación que el crimen organizado había violentado la seguridad y debilitado las instituciones hasta ponerlas en riesgo "El nuevo presidente ha empezado haciendo varias cosas, pero una muy señalada es esta del estado de derecho Calderón ha estado muy acertado en escoger este tema y (al) usar los elementos legales para ello", dijo Añadió que era necesario hacer uso del Ejército, y se pronunció porque las medidas tomadas sean de transición y que Calderón desarrolle en el futuro nuevos instrumentos para fortalecer el estado de derecho "(Espero que) el presidente Calderón logre los acuerdos en el Congreso que le permitan tener un elemento más sistémico de transformación de las instituciones o de creación de nuevas", indicó Durante el coloquio, Zedillo y González se pronunciaron porque México y, en general, los países latinoamericanos superen los debates "ideológicos" por los "pragmáticos" y logren el despegue definitivo de esta región "Me parece que, en América Latina, la regla es que el Estado es extremadamente débil", afirmó Zedillo "Debemos reconocer que la debilidad institucional en América Latina, sí es un factor de riesgo para la gobernabilidad democrática", señaló Ambos políticos apostaron porque los países latinoamericanos busquen fundamentalmente afianzar el estado de derecho mediante la recuperación de lo que llamaron "el monopolio de la fuerza" y el de la "fiscalización de los recursos" Ante la inesperada interpelación de un activista, Zedillo afirmó que él fue el presidente que convocó a todos los partidos políticos a una reforma, cuyo objetivo, dijo, era alcanzar la normalidad democrática en México Zedillo, quien eludió hablar el caso Acteal, omitió las impugnaciones de sus interlocutores y se concretó a encomiar la labor de Calderón, quien cumplió sus primeros 100 días de su administración "No hice esa reforma para que mi partido perdiera el poder Encabece esa reforma para que hubiera democracia en mi país Una consecuencia de esa reforma fue que el presidente que me sucedió no era de mi partido, y por haber alcanzado esa reforma política, obviamente no le voy a pedir disculpas a nadie", manifestó Además, Zedillo dijo que renunció a su pensión hace cinco años, por lo que está exento del debate en México sobre si se debe otorgar esta prestación a los expresidentes mexicanos o no

Comentarios