No hay inocentes

domingo, 20 de mayo de 2007
El fallo del Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) que determinó la suspensión de por vida al jugador de futbol Salvador Carmona, involucra también a la Federación Mexicana de Futbol (FMF), a su Comisión Disciplinaria, al club Cruz Azul y a una instancia del gobierno federal dependiente de la Secretaría de Educación Pública: la Comisión de Apelación y Arbitraje Deportivo (CAAD), expone Proceso en su edición de este domingo 20 de mayo De acuerdo con el TAS, aceptado por todas las asociaciones de futbol inscritas en la Federación Internacional de Futbol Asociado (FIFA) como el máximo tribunal de arbitraje deportivo y última instancia, el defensa de Cruz Azul resultó positivo en el examen antidoping en dos ocasiones: una durante la Copa Confederaciones jugada en Alemania durante el mes de junio de 2005 y, la segunda, el 31 de enero de 2006, cuando pesaba sobre él la suspensión de un año por su primer dopaje Señala también que la FMF, mediante su Comisión Disciplinaria, autorizó a Carmona para que volviera a jugar al expirar dicha sanción, a sabiendas de que había resultado positivo en el segundo antidoping, acontecimiento que, por cierto, los directivos decidieron no hacer público A su vez, el TAS exhibe al Cruz Azul, que informado por la FMF, omite comunicar a su jugador Carmona que salió positivo y que tiene 48 horas para inconformarse En el fallo del tribunal internacional se asienta que no entiende por qué el CAAD no rectificó su decisión de habilitar a Carmona, a pesar de conocer que existían procedimientos por agotar en dicho litigio Pero de acuerdo con el dictamen del TAS, la FIFA no fue omisa Enterada de que a pesar de que Carmona dio positivo por segunda ocasión en menos de un año y por la misma sustancia (stanozolol), y que se le había levantado el castigo por la primera ofensa, el 27 de julio de 2006 envió un escrito a la Agencia Mundial Antidopaje (WADA por sus siglas en inglés) en el que señala: "De acuerdo al archivo en nuestro poder, creemos que el jugador (Carmona) debería haber recibido una sanción de por vida, por segunda ofensa Consecuentemente, le solicitamos alojar una apelación en el TAS en contra de la decisión que tomó la FMF, según está previsto en el artículo 60 párrafo 5 de los Estatutos de FIFA" Así consta en un documento de 23 páginas que aparece en el web site del TAS fechado el pasado miércoles 16 de mayo y en el que, después de casi 10 meses de audiencias, el máximo tribunal deportivo a nivel internacional dio a conocer el fallo de los expedientes CAS 2006/A/1149 y 2007/A/1211 titulados WADA versus FMF y Carmona, en el que determina que el jugador José Salvador Carmona Álvarez "es declarado inelegible (para jugar) con efecto inmediato y de por vida" Para el TAS, los argumentos del futbolista fueron insuficientes al "no demostrar alguna excusa u otra circunstancia atenuante que habría permitido posiblemente contemplar una sanción menos severa", además de que, añade, "sus razones son contrarias a la lógica de lo que uno esperaría de un atleta inocente", dice el reportaje que aparece este domingo 20 de mayo en Proceso

Comentarios