Pide la Permanente a Calderón prescindir del Ejército en seguridad pública

jueves, 24 de mayo de 2007
México, D F, 23 de mayo (apro)- La Comisión Permanente del Congreso de la Unión aprobó un punto de acuerdo por el que exhorta al presidente Felipe Calderón a desplegar estrategias para fortalecer las corporaciones policiacas y evitar el uso del Ejército en tareas de seguridad pública Pese a la oposición del PAN, la mayoría de las fuerzas políticas representadas en el Congreso de la Unión exhortaron al presidente a retirar al Ejército de las calles, y dejar las tareas de seguridad pública "a policías de investigación, prevención y protección" La recomendación es que el Ejecutivo federal "instrumente estrategias para fortalecer" a este tipo de policías, "a fin de evitar el despliegue del Ejército en tareas civiles de seguridad pública" La idea es que los militares capaciten a las policías y que, en todo momento, estén subordinados a las autoridades civiles, como lo ordena la Suprema Corte de Justicia de la Nación El punto de acuerdo se propuso el 16 de mayo pero fue remitido a la Primera Comisión de Gobernación, Puntos Constitucionales y Justicia, que preside el perredista Graco Ramírez, y no fue sino hasta la sesión de este día que PRI, PRD, PT, PVEM y Convergencia avalaron la propuesta Argumentaron que los operativos del Ejército no han dado el resultado esperado, y en algunos casos se han violentado derechos, lo que ha colocado en tela de juicio la credibilidad de dicha institución En el punto de acuerdo se aclara que no se pone en duda la legalidad de la participación del Ejército en tareas de seguridad pública, sin embargo, los legisladores recuerdan que la propia Corte estableció que ello sólo puede ocurrir a petición de autoridades de diversos niveles, y sólo "en auxilio" de autoridades civiles, e incluso que los militares estarán en todo momento bajo el mando civil y no al revés La propia Corte declaró constitucional la participación del Ejército, pero aclaró que "solo puede estar avalada por una causa justa, ajustada a derecho, bajo los requisitos señalados en la norma y sin que ello implique el incumplimiento del Ejecutivo federal en el resto de sus obligaciones en materia de seguridad pública" En el exhorto se destaca también que el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos recomendó "la separación de las tareas de seguridad y justicia de las de naturaleza militar a fin de desmilitarizar a la sociedad" Senadores y diputados advirtieron que, lejos de tomar en cuenta esta recomendación, Calderón "decretó la creación de un grupo de elite dentro del Ejército para realizar funciones de seguridad pública" "El hecho de saber que las bandas de narcotraficantes reaccionarían con violencia no exenta al gobierno federal de su responsabilidad ante los fracasos de sus operativos, ya que los tibios golpes que han dado las autoridades presentan respuestas de mayor magnitud, como ejecución de comandantes de la policía local o federal, así como de miembros de bandas rivales, aunado a que las instancias de seguridad pública, procuración e impartición de justicia aún están a cargo de personas que en pasadas administraciones han demostrado su ineficacia" Y continúa: "La intervención del Ejército en funciones de seguridad pública ha cobrado dimensiones mesiánicas, al grado que se le ha considerado en algunos medios como la única solución al problema de la seguridad; sin embargo, ello ha provocado que el gobierno posponga la necesaria labor de preparación y profesionalización de los cuerpos policiales de investigación, prevención y protección, relegándolos o nulificándolos en sus actividades para ceder el paso a las fuerzas del Ejército" Así, los legisladores instaron a Calderón a que se "cambie la óptica" y el Ejército "recobre sus actividades propias en materia de protección de nuestro territorio y soberanía nacional"

Comentarios