Clausuran 10 hoteles ubicados en el parque nacional de Tulum

miércoles, 9 de julio de 2008
MÉXICO DF, 8 de julio (apro) - Los dueños y administradores de diez hoteles que se asientan dentro del "polígono" del Parque Nacional de Tulum no pudieron disimular su azoro cuando las autoridades de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) les cerraron sus instalaciones Los representantes de la dependencia simplemente pidieron a los huéspedes que desalojaran el lugar y procedieron a colocar los sellos de clausura, pues los dueños de las instalaciones carecen de permisos en lo que se refiere a impacto ambiental Debe destacarse que estos estudios sólo pueden ser expedidos por la Secretaría de Medio Ambiente (Semarnat), de la que depende la Profepa Sin embargo, los jaloneos entre autoridades ambientales y empresarios de esta zona turística de la Riviera Maya se han recrudecido a partir que el Ejecutivo federal, a través de la Semarnat, interpusiera una controversia constitucional para exigir la clausura y demolición de hoteles y restaurantes que se encuentran dentro del parque Cabe resaltar que en 1981 José López Portillo expropió la zona para crear el Parque Nacional de Tulum "El parque es el plus del sitio arqueológico y el sitio arqueológico es el plus del parque", han sentenciado las autoridades ambientales y del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) Según Patricio Patrón Laviada, titular de la Profepa, "los procedimientos realizados por los hoteles ante la dependencia presentaban irregularidades Se pusieron ahí porque se les dio la gana, además que seis de los (establecimientos) clausurados se encuentran en zona de anidación de tortugas" Entre los hoteles clausurados se encuentran el Diamante K, del actor Roberto Palazuelos; Tankah-I, Rancho El Jaguar y Caleta Tankah, estos tres últimos construidos en terrenos que el empresario Jorge Portilla poseía antes del decreto expropiatorio, y que incluso le fueron escriturados por la propia Secretaría de la Reforma Agraria Palazuelos y Portilla constituyeron desde hace meses la asociación civil Guardianes de Tulum, con el ánimo de crear una organización que enfrentara las pretensiones federales Y a pesar que también se encuentran en el parque y en el sitio arqueológico los ?mega-resorts? Dreams y Azul Blue, pertenecientes a cadenas hoteleras españolas, no fueron sancionados

Comentarios