A menos de la mitad, reducen penas de militares que violaron a 13 mujeres en Castaños

jueves, 17 de diciembre de 2009

SALTILLO, Coah., 17 de diciembre (apro).- El Tribunal Superior de Justicia del estado (TSJ) redujo hoy las penas a tres de los cuatro militares sentenciados por la violación de 13 mujeres en la zona de tolerancia de Castaños, el 11 de julio de 2006, y confirmó la absolución de tres más.
    De acuerdo con los dictámenes a los cuales Apro tuvo acceso, la Sala Penal del TSJ de Coahuila, notificará este viernes 18 de diciembre la disminución de las sentencias emitidas el 1 de octubre de 2007, contra cuatro de los 12 soldados que participaron en la violación.
    Ese día, según versiones de víctimas y testigos, más de una veintena de soldados del pelotón MK-19, del 14 Regimiento Motorizado de Caballería del Ejército Mexicano, tomaron por asalto la zona de tolerancia de Castaños, municipio conurbado a Monclova, donde, además de violar a las mujeres, agredieron a los clientes y policías que se encontraban en el lugar.
    Sin embargo, el Ministerio Público sólo pudo acreditar la responsabilidad contra ocho 8 de los 12 soldados a los que les atribuyó participación en los hechos, pues según informó la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), los otros habían desertado y se encontraban prófugos. De los 8 detenidos sólo 4 fueron condenados a prisión.
    De acuerdo con el dictamen, a Omar Alejandro Rangel Fuentes se le reducirá la pena de 41 años y 5 meses a 15 años de prisión, por lo delitos de violación y lesiones; Fernando Adrián Madrid, verá reducida su pena de 31 años y ocho meses a sólo 15 años por los delitos de violación y violación impropia calificada (introducción por vía vaginal o anal de un instrumento distinto al pene).
    La sentencia de Ángel Antonio Hernández Niño, quien sólo fue condenado por lesiones, se redujo de 3 años 8 meses a sólo 3 años. Al resultar culpable del delito de lesiones, Hernández Niño fue el único de los hoy exmilitares que tuvieron acceso a libertad bajo fianza.
    El único caso que recibió un incremento en la sentencia fue el de Juan José Gaytán Santiago, quien de 21 años ahora recibirá 24 años de prisión.
El exsargento Gaytán Santiago fue señalado como uno de los más violentos en la agresión del 11 de julio de 2006 y se le comprobó responsabilidad en violación, violación impropia y lesiones.
    Según el dictamen, también se confirmará la absolución de Norberto González Estrada, Rosendo García Jimenez y Casimiro Ortega Hernández, mientras que quedará pendiente la confirmación de absolución o nueva sentencia en contra de Norberto Carlos Francisco Vargas, quien fue absuelto en primera instancia.
    En 2007, el obispo de Saltillo, Raúl Vera López, calificó el fallo como una “justicia a medias”, y descalificó el desempeño del juez Hiradier Huerta Rodríguez. El juzgador, a su vez, interpuso un recurso canónico contra el prelado, por considerar que sus declaraciones fueron un “abuso de potestad eclesiástica”. El proceso canónico no prosperó.
    Además de los señalamientos del obispo Vera López, diversos organismos de derechos humanos y activistas de género, manifestaron su inconformidad por la sentencia.
    Con las sentencias emitidas por Hiradier Huerta Rodríguez el 1 de octubre de 2007, por primera vez en la historia del país se procesó por el fuero común a militares que incurrieron en el delito de violación.
    El Ministerio Público adscrito al Juzgado Segundo Penal que llevaba el caso, Roberto Hernández Quintero, apeló la sentencia al considerar que hubo una incorrecta aplicación de los medios de prueba que existían en los expedientes, entre otras cosas, porque algunos de los agresores fueron plenamente identificados por las víctimas.
    Según el fiscal Hernández Quintero, el juez constató la existencia del delito, pero consideró insuficientes los elementos de prueba contra los indiciados.
    Por su parte, la defensa de los militares también apeló la sentencia del juez Huerta por considerar que desestimó elementos de prueba que los exculpaban de participar en los hechos.
    Luego de las sentencias emitidas en 2007, la Secretaría de la Defensa Nacional informó que procesaría a los implicados por delitos del fuero militar. Entre otras responsabilidades en ese fuero, los integrantes del pelotón MK-19, abandonaron la custodia de los paquetes electorales de la elección federal, en el distrito 3, con sede en Monclova.

Comentarios