Denuncian levantones indiscriminados en Durango

lunes, 16 de marzo de 2009
MÉXICO, D F, 16 de marzo (apro)- Los habitantes de Guadalupe Victoria, Durango, viven aterrorizados a raíz de que sujetos a bordo de camionetas de lujo comenzaron a hacer levantones de manera indiscriminada en esa población
         Según el diputado federal Bernardo Ceniceros Núñez, "la población vive con miedo ante la presencia de vehículos desconocidos, por lo que algunos han optado ya por dormir fuera de esa localidad"
Por tal motivo, exigió la presencia permanente del Ejército
Ceniceros Núñez, quien detalló que el último levantón ocurrió en San Ángel, poblado situado al sur de Cuencamé, en los límites con Guadalupe Victoria, dijo que las caravanas "traen armamento muy sofisticado y llegan a cualquier hora: lo mismo a las 9 de la noche que a las 5 de la mañana, y desafortunadamente ni el Ejército ni los federales se pueden movilizar de forma inmediata para enfrentarlos"
Además, añadió, se desplazan con amplio conocimiento del territorio y levantan sin distingo a los hombres, pese a que "algunos no tienen recursos económicos"
Abundó:
"Esas caravanas se mueven con mucha rapidez y estrategia, pues cuando mucho se quedan 15 minutos en cada población a la que llegan Y los últimos a los que se llevaron fueron siete de la cabecera municipal"
El pasado domingo 15, al menos ocho sujetos, a bordo de dos camionetas ?una Yukon y una Suburban? y dos automóviles compactos de modelo reciente, levantaron a un comandante de la Dirección Estatal de Investigación (DEI)
El hecho se registró alrededor de las 11 horas, afuera del domicilio del comandante, en el fraccionamiento "La Granja", al sur-poniente de la capital duranguense, un día después de que Juan Ángel Flores Domínguez, presunto integrante del cártel de los hermanos Beltrán Leyva, fue aprehendido por el Ejército en el municipio de Gómez Palacio
Flores Domínguez, originario de Ciudad Alemán, Tamaulipas, fue detenido con 14 envoltorios de cocaína, mil 490 kilos de mariguana, siete selladoras eléctricas para plástico y dos teléfonos celulares, así como 92 mil pesos en efectivo y un arma 9 milímetros, además de cartuchos útiles de diversos calibres

Comentarios