Al ataque contra el narco

sábado, 11 de abril de 2009 · 01:00
Apenas unos días antes de su visita a México, programada para el 16 y 17 de abril,  Barack Obama hizo amarres al menos en dos ejes importantes: solicitó al Congreso recursos adicionales para reforzar la lucha contra el narcotráfico en México desde el Pentágono, lo que fortalece la posibilidad  del envío de tropas a la frontera sur, y apresuró a que se defina la dinámica de funcionamiento del Centro Conjunto de Implementación, instancia bilateral que operará en México para verificar la eficacia de la estrategia antinarco impulsada por el presidente Felipe Calderón
A continuación, un adelanto del reportaje, contenido en el número 1693 de Proceso 
 
WASHINGTON- Con la visita a México del presidente estadunidense Barack Obama comenzará a tomar forma la nueva estrategia bilateral de combate al narcotráfico y al crimen organizado, que tendrá como columna vertebral al llamado Centro Conjunto de Implementación (CCI, que se ubicará en la capital mexicana), en el que trabajarán funcionarios de ocho agencias federales y de dos secretarías de Estado de los dos países
El CCI, cuya creación confirmó la secretaria de Estado Hillary Clinton en su visita a México el 25 y 26 de marzo pasado, tendrá "nueve equipos" de trabajo binacional que "verificarán" la eficacia de la lucha militar contra el narcotráfico impulsada por el presidente Felipe Calderón y respaldada con dinero, tecnología, adiestramiento y equipo bélico proporcionado por Estados Unidos
Exactamente una semana antes de su viaje a México, el jueves 9 Obama solicitó al Congreso de su país fondos adicionales que involucran directamente al Pentágono en la lucha contra los narcotraficantes mexicanos en la frontera común
La suma global que Obama pide al Capitolio alcanza 83 mil 400 millones de dólares, monto que se integraría al fondo presupuestal del Departamento de Defensa para financiar operaciones militares y diplomáticas en Irak y Afganistán Una pequeña parte de esa cantidad, 350 millones de dólares, se sumaría al presupuesto del Pentágono para "afrontar la amenaza de los cárteles de la droga de México y para realizar operaciones (bélicas) que garanticen la seguridad a lo largo y ancho de la frontera sur"
La solicitud presupuestal de Obama podría ser la primera señal de que su gobierno sí está considerando militarizar la frontera con México, como medida estratégica para evitar el contagio de la narcoviolencia que azota a casi todo el territorio mexicano, aunque con mayor grado en la frontera norte

Comentarios