Catálogo de El Greco en México

lunes, 11 de enero de 2010

MÉXICO, D.F., 6 de enero (apro).- El Museo del Palacio de Bellas Artes de la Ciudad de México, presentó del 2 de septiembre al 2 de noviembre del 2009, la exposición titulada El Greco 1900. Las obras que fueron seleccionadas son conocidas como El Apostolado, y quedaron plasmadas en un libro-catálogo de colección.

Son 43 piezas de Domenikos Theotokopoulos --nombre original del artista cretense--, en su mayoría originales, acompañadas por trabajos realizados por miembros de su taller, seguidores y otros artistas. La muestra se realizó, principalmente con obras que pertenecen al Museo de El Greco en Toledo, España, y colecciones públicas.

El presente catálogo ofrece la posibilidad de tener un acercamiento más completo de la obra del artista y, por supuesto, de textos complementarios que permiten situarlo históricamente en la Ciudad de Toledo de 1900.

Recordemos que fue hasta finales del siglo XIX y principios del XX que se rescató justamente el trabajo del pintor manierista.

La curaduría estuvo a cargo de Ana Carmen Lavín, quien también es la gerente del Museo de El Greco, y José Redondo Cuesta, profesor asociado de humanidades en Toledo, Universidad de Castilla-La Mancha.

El libro-catálogo cuenta con excelentes estudios alrededor de la obra y vida del artista, empezando con su redescubrimiento, su conversión a ser un mito nacional, los mecenas... entre otros temas abordados bajo la pluma de Lavín Berdonces. Por otra parte, continúan varios textos de Redondo Cuesta, que analiza la personalidad del pintor, sus etapas artísticas (Creta, Italia, Venecia, Roma) y su papel innovador en el arte español de la época.

Rafael Alonso Alonso ofrece al lector un análisis de la técnica pictórica del artista, sus restauraciones, así como varios estudios sobre los retratos, y ensayos especializados.

Para finalizar el catálogo, se ha reunido la obra expuesta en nuestro país y cierra con una bibliografía dividida en dos capítulos.

Sin duda, este catálogo resulta un acierto que confirma la importancia, no solamente del valor de ser un registro, sino una referencia bibliográfica importante que, además, tiene buena calidad en su reproducción y diseño.

A pesar de los comentarios de la poca obra original que reunió la exposición, ya que fue presentada como la más importante muestra de El Greco en tierras mexicanas, donde el público se sorprendió al ver principalmente la obra que corresponde a los apostolados, vale la pena reconocer que este libro es, sin duda, un buen referente que confirma que siempre es una excelente oportunidad para poder acercarse a contemplar originales de pintores tan destacados como El Greco.

Comentarios