Por confrontar a militares, cesan a siete policías en Monterrey

jueves, 14 de enero de 2010

MONTERREY, N.L., 14 de enero (apro).- El alcalde de esta ciudad, Fernando Larrazábal, cesó hoy a siete elementos de la policía municipal que enfrentaron a efectivos del Ejército Mexicano, luego de que uno de estos fue detenido por su presunta participación en un “levantón”.
Ningún elemento policaco, dijo, debe interferir en las acciones del Ejército.
         La tarde ayer, elementos del Ejército que circulaban en un convoy integrado por unos 50 elementos, detuvieron en la avenida Bernardo Reyes al policía municipal, Jesús Pablo Guerrero, porque, según dijeron, lo vieron cuando ayudaba a desconocidos a secuestrar a una persona que viajaba en un vehículo compacto.
          Guerrero fue subido a una camioneta y, cuando era transportado al cuartel de la VII Zona militar, cinco patrullas coparon el paso de los vehículos castrenses sobre la avenida Fidel Velásquez, donde los soldados detuvieron sus unidades.
           Entonces, policías y militares se enfrascaron en una discusión de una media hora, hasta que llegaron mandos de esa agrupación y del Ejército. Luego, las patrullas fueron removidas y los soldados se llevaron al detenido al cuartel.
          Los policías que participaron en el incidente son: Arcadio Ramírez Rojas, Luis Youvany López Sánchez, Juan Antonio Ávila Macías, Carlos Raúl León Garay, Jorge Alfredo Ramos Martínez y Efraín Ramírez Galván, los cuales fueron concentrados en las instalaciones de la policía municipal.
           Larrazábal dijo que, tras analizar la información que recibió, decidió despedir a Guerrero y a sus compañeros. Afirmó que ningún elemento debe interferir en las acciones del Ejército.
           Añadió que todos ellos serán puestos a disposición del Ministerio Público del fuero común por obstruir la justicia.
          Por su parte, el gobernador Rodrigo Medina dijo que incidentes como este ocurren porque falta aún más coordinación entre las  corporaciones policiacas, y afirmó que, en medida en que se mejore la comunicación, habrá mejores resultados.
          Agregó que la Procuraduría General de Justicia del estado (PGJE) ya investiga a los elementos que obstruyeron a las fuerzas federales.
         El pasado 13 de octubre, policías municipales y de seguridad pública tuvieron un enfrentamiento con militares, en un incidente en el que, al parecer, no hubo heridos.

Comentarios