Deporta EU a 280 mil mexicanos en primer año de Obama

miércoles, 6 de octubre de 2010

WASHINGTON, 6 de octubre (apro)- El Departamento de Seguridad Interior de Estados Unidos reveló que en el primer año de la administración de Barack Obama fueron deportadas 392 mil personas, lo que representó un incremento de 70% respecto de las expulsiones consumadas en el último año de la presidencia de George W. Bush.
De esa cifra, el gobierno de Obama precisó que 279 mil 687 son ciudadanos mexicanos y aclaró que éstos fueron repatriados al vecino del sur.
En conferencia de prensa, la secretaria de Seguridad Interior, Janet Napolitano, advirtió que “este gobierno se ha centrado en velar por el cumplimiento de nuestras leyes de inmigración de una manera sensata y eficaz, que le da prioridad a la seguridad pública y nacional”.
La cifra de deportados, consideró Napolitano, es un número record si se toma en cuenta que de las 392 mil personas extranjeras deportadas, unas 195 mil “eran criminales que habían sido declarados culpables”.
Respecto del año fiscal 2008, que inició casi al final de los últimos doce meses de la era Bush, al Departamento de Seguridad Interior destacó que en este 2010 se logró un incremento de 70% en el número de extranjeros deportados de Estados Unidos.
En cifras redondas, puntualizó Napolitano, en este 2010 se deportó a 23 mil personas más por violaciones migratorias frente a las expulsiones que se consumaron en 2009.
En el primer año fiscal del gobierno de Obama, que inició el 1 de octubre de 2009 y concluyó el 31 de septiembre pasado, las autoridades migratorias señalaron que se deportó a 81 mil extranjeros más respecto de las expulsiones de criminales extranjeros que se realizaron en 2009.
“Esta estrategia ha producido resultados históricos, pues se ha deportado a más criminales extranjeros condenados que nunca antes y se han emitido más sanciones pecuniarias que durante todo el gobierno anterior contra empleadores que infringen las leyes de inmigración”, subrayó Napolitano.
Mientras, John Morton, director del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés), informó que durante el año fiscal de 2010 se amplió el Programa de Comunidades Seguras, que utiliza información y servicios biométricos para identificar y deportar a criminales extranjeros en prisiones estatales y cárceles locales.
Morton aclaró que gracias a este programa durante este año se ha detenido a más de 59 mil criminales extranjeros condenados por algún delito, entre éstos a 21 mil que fueron declarados culpables de crimines violentos, como asesinato, violación y abuso sexual de menores.
Así mismo, se informó que desde enero de 2009 a la fecha, el ICE ha realizado auditorías a más de 3 mil 200 empleadores que se sospechaba estaban contratando a trabajadores indocumentados.
Como resultado de las revisiones se suspendieron licencias a 225 empresas y personas, y se impusieron sanciones por 50 millones de dólares, cifras mayores al total de auditorías y licencias suspendidas durante todo el gobierno de Bush.

Comentarios