Nuncio apostólico recomienda evadir pactos con el narco

jueves, 18 de noviembre de 2010

OAXACA, Oax., 18 noviembre (apro).- El nuncio apostólico en México, Christophe Pierre, afirmó hoy que “no hay que pactar con el narcotráfico”, y llamó a los feligreses “a ser seres de paz y no caer en la trampa de la violencia, a ser una civilización de amor y no la civilización de la muerte”.

En una conferencia de prensa que ofreció al término de la V Asamblea de Pastoral que se realizó en esta ciudad, Pierre dijo que hay que “luchar porque la violencia es un peligro para la sociedad”.

Puso como ejemplo el caso de unos presbíteros de Matamoros, Tamaulipas, quienes “me han convencido de que el sacerdote es tal vez la ultima presencia en una situación de peligro, y ellos no están fuera de los peligros. Sin embargo, es un riesgo que asumimos porque la iglesia se propone ser luz del mundo”.

Pierre lamentó que “la violencia exista en el corazón de las personas, que se dejan seducir por el dinero fácil. Para ello tenemos que interrogarnos el papel de la iglesia, no para resolver inmediatamente (los problemas), pero sí para ofrecer soluciones de educación, porque nuestro papel es rescatar los valores del pueblo”.

Señaló que “hay que reforzar la educación en los valores como familia, como político, como parlamentario, como iglesia, para derrotar al mal”.

Sostuvo: “La iglesia vive dentro de la sociedad. No somos una sociedad protegida (y) los sacerdotes no son protegidos”. Muestra de ello, dijo, “es que hay presbíteros que viven en condiciones difíciles y peligrosas. Lo que hay que ver es que estamos viviendo un cambio de cultura. La sociedad mexicana tenía una fuerza de unidad y había resistencia”.

Sin embargo, agregó, “en cierto modo hay un cambio de cultura porque hemos entrado al mundo globalizado. Es como un mercado de ideas, un mercado de religión, y cuando hay gente, grupos de ideas, hay peligro de división, de luchas de poder; entonces, es un nuevo reto”.

No obstante, indicó, “tenemos que responder y ser más abiertos y una evangelización más fuerte”.

Luego de reunirse con el gobernador electo, Gabino Cué Monteagudo, Pierre afirmó que la laicidad en el Estado mexicano “es muy importante. Sin embargo, hay que distinguir la división del Estado, pero hay que dialogar”.

Añadió: “Yo hablo de la iglesia y de su preocupación, y el político habla de sus planes, de su bronca. No me toca dar un juicio sobre los políticos de esta nación”.

Respecto de los casos de pederastia en la Iglesia católica, Pierre dijo que “es un problema grave. La pederastia existe dentro de la sociedad y, aunque son pocos los casos, cuando hay alguno, nuestro deber es reaccionar y denunciar”.

Y sobre los matrimonios de personas del mismo sexo, el representante del Papa Benedicto XVI afirmó que, para la Iglesia católica, “el matrimonio es de un hombre y una mujer”.

Comentarios