Se complica situación legal de Onésimo Cepeda

viernes, 19 de noviembre de 2010

MÉXICO, D.F., 19 de noviembre (apro).- La situación legal del obispo de Ecatepec, Onésimo Cepeda, quien se encuentra internado en el Hospital Ángeles del pedregal luego de sufrir una afección cardiaca, podría complicarse de un momento a otro.

Y es que este viernes venció el plazo para que el prelado, el abogado Jaime Matute o el Ministerio Público apelaran un amparo otorgado por un juez federal para ejercer acción penal en contra del prelado por el presunto delito de fraude genérico.

A partir del primer minuto de este sábado 20 de noviembre y una vez que el Juzgado 11 de Distrito en Materia de Amparo notifique a la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) que el amparo causó ejecutoria, la dependencia capitalina estará en posibilidad de dar cumplimiento a la orden del juez.

El pasado 8 de noviembre, el juez 11 de Distrito en Materia de Amparo resolvió el expediente 652/2010, en el cual determinó que existen indicios de que el obispo de Ecatepec y Jaime Matute simularon un préstamo de 130 millones de dólares a la señora Olga Azcárraga Madero.

La señora Azcárraga Madero falleció el 21 de noviembre de 2003; su confesor entonces era el obispo de Ecatepec Onésimo Cepeda. En su testamento, dejó como albacea de su fortuna a Jaime Matute.

El pasado 11 de noviembre, el procurador de Justicia del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, comentó al respecto: “Hay que esperar a que cause ejecutoria el amparo y una vez que eso suceda y no se haya apelado nada, entonces nosotros estaremos en condiciones de acatar la sentencia y propondríamos el ejercicio de la acción penal contra los acusados.”

“No tenemos un plazo hasta que nos digan que ha causado ejecutoria y que nos notifiquen que así es, que no se interpuso ningún recurso, nosotros entramos al estudio”, agregó.

El amparo deja insubsistente la determinación de un juez local para no ejercitar acción penal en contra de los acusados y ordena a la PGJDF consignar nuevamente el expediente y solicitar de nuevo la orden de aprehensión.

Onésimo Cepeda y Jaime Matute se apropiaron de 42 pinturas de artistas nacionales e internacionales --las cuales formaban parte de la colección de la empresa Arthinia Internacional, propiedad de Olga Azcárraga— en garantía de pago por el presunto préstamo de 130 millones de dólares que, alega el prelado, le hizo en efectivo a la difunta poco antes de morir.

La Procuraduría capitalina tiene un plazo de 10 días, contados a partir de la notificación de ejecutoria para ejercer acción penal en contra del obispo de Ecatepec, quien ayer fue internado de emergencia debido a un infarto.

Comentarios