Capturan al mayor proveedor de cocaína de los Beltrán Leyva

viernes, 5 de noviembre de 2010

MÉXICO, D.F., 5 de noviembre (apro).- La Policía Federal (PF) detuvo en esta ciudad al colombiano Harold Mauricio Poveda Ortega, El Conejo,  a quien presentó como el mayor proveedor de cocaína del cártel de los Beltrán Leyva.
    El Conejo, quien provenía de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y utilizaba el falso nombre de Jonder Antonio Nieves Monsalve, de nacionalidad venezolana, fue capturado la mañana de este viernes, junto con tres cómplices, en un operativo realizado al sur de esta ciudad.
    Se trata de Juliana López Aguirre, también de nacionalidad colombiana, y los mexicanos Martín Cruz Torres y Víctor Hugo Santos Lozano.
    De acuerdo con la PF, a los detenidos les fueron asegurados dos fusiles AR-15, un arma corta, dos paquetes de cocaína, dos vehículos, equipos de comunicación y documentación diversa.
    Harold Mauricio Poveda Ortega, prófugo desde octubre de 2008, cuando escapó de la llamada narco-mansión del Desierto de los Leones, enfrenta cargos por narcotráfico en México, Estados Unidos y Colombia.
Según la Policía Federal, el capo colombiano inició sus actividades criminales a gran escala en México en el año 2000, al servicio de la organización criminal de Diego León Montoya, Don Diego, como enlace entre el cártel del Norte del Valle y el cártel de Sinaloa, encabezado por Joaquín El Chapo Guzmán, con quien dejó de trabajar a principios de 2008 y luego se alió a Arturo Beltrán Leyva, El Barbas, ultimado en Cuernavaca, Morelos, en diciembre pasado.
En sus primeras declaraciones, El Conejo, de 37 años de edad y originario de Tulúa, Valle del Cauca, Colombia, confesó que durante sus actividades criminales transportó a México más de 150 toneladas de cocaína, y afirmó que al año llegó a introducir más de 20 toneladas.
De acuerdo con el capo, recientemente su principal enlace en Colombia para el abastecimiento de cocaína era uno de los jefes de las FARC identificado como Comba.
La Policía Federal informó que los cargamentos de droga que El Conejo importó a territorio mexicano iban de tres a cinco toneladas cada uno, y eran introducidos principalmente por vía marítima, en lanchas rápidas y submarinos.
El capo colombiano, quien enfrenta cargos en Nueva York y en el Distrito de Columbia, Estados Unidos, por conspiración e importación de cargamentos de cocaína, reveló que tras la muerte de Arturo Beltrán Leyva, su actividad en el trasiego de drogas disminuyó considerablemente, por lo que se vio obligado a buscar otras opciones de compra-venta.
Poveda Ortega, puesto a disposición de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO), llegó a México en el año 1993, procedente de Colombia, con la intención de cruzar hacia Estados Unidos. El narcotraficante dijo que permaneció en territorio mexicano aproximadamente durante tres años, y a finales de 1995 inició el negocio de la venta de droga en antros y discotecas de la Ciudad de México.
Posteriormente, en 1998, Gerardo Álvarez Vázquez, El Indio, lo presentó con Arturo Beltrán Leyva.

Comentarios