Con Ebrard, ruptura no, debate sí: AMLO

martes, 21 de diciembre de 2010

MÉXICO, D.F., 21 de diciembre (apro).- Andrés Manuel López Obrador aceptó debatir con el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard Casaubón, para definir al candidato de la izquierda para las elecciones presidenciales de 2012.
Asimismo, descartó cualquier ruptura con su sucesor en la administración capitalina.
    Una semana después de que Ebrard propusiera un debate para definir al candidato de la izquierda, López Obrador subrayó: “No va a haber ruptura; debate, sí; y eso es bueno”.
En una entrevista radiofónica con Carlos Puig, precisó: "Es muy posible que nos vean debatiendo; lo que no van a lograr nuestros adversarios es ver que nos peleemos. Se van a quedar con las ganas nuestros adversarios que nos quieren ver pelear."
    El excandidato presidencial adelantó que ambos, él y Ebrard, coinciden en sus objetivos de que haya “un verdadero cambio en el país”.
    “Queremos hacer a un lado a la mafia en el poder, sacar a la oligarquía, ganarles en buena lid en el terreno político, de manera pacífica”, explicó.
    López Obrador agregó que su lucha no es por cargos de poder, sino “por ideales y principios”
    El miércoles 15, también en una entrevista con Carlos Puig, el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard, propuso a López Obrador debatir para definir al abanderado de la izquierda rumbo a los comicios federales de 2012.
Como parte del procedimiento para elegir al candidato presidencial, Ebrard sugirió someter a votación, mediante encuestas, la popularidad de los aspirantes.
La candidatura de la izquierda política deberá salir de un consenso entre López Obrador, el PRD, el PT y Convergencia, propuso Ebrard ese día.
Asimismo, el jefe de Gobierno del Distrito Federal urgió a los dirigentes de izquierda a elegir al candidato entre marzo y mayo de 2011.

 

Comentarios