Detienen en San Diego a la madre del "Niño Sicario"

miércoles, 8 de diciembre de 2010

MÉXICO, D.F., 8 de diciembre (apro).- Autoridades de Estados Unidos detuvieron en San Diego, California, a la madre de Edgar Jiménez Lugo, El Ponchis, conocido como “el niño sicario”, quien se encargaba de degollar a las víctimas del cártel del Pacífico Sur, en el estado de Morelos.

Yolanda Jiménez Lugo, madre de Edgar, El Ponchis, fue detenida el lunes pasado en su departamento de San Diego cuando regresaba de una clase de gimnasia, reveló el diario San Diego Union Tribune.

De acuerdo con declaraciones del condado Lohan Height, citados por el diario en su sitio de internet, agentes de la Patrulla Fronteriza bloquearon los accesos a la calle donde Yolanda Jiménez vive.

El supervisor de Operaciones Especiales de la Patrulla Fronteriza, Justin de la Torre, evitó declarar al respecto, luego de que agentes estadunidenses bloquearon ayer el acceso a la pequeña calle donde Jiménez y su familia han vivido durante casi ocho años.

"El asunto está bajo investigación y podremos ofrecer mayor información tan pronto como la tengamos disponible", dijo De la Torre al rotativo.

Sobre la nacionalidad de El Ponchis, detenido el pasado viernes 3, el diario informó que el condado de San Diego carece de un registro del acta de nacimiento del niño de 14 años de edad, identificado como sicario a sueldo del Cártel del Pacífico Sur.

En tanto, el Departamento de Estado revisa la legitimidad del acta que portaba Edgar al momento de su detención en el aeropuerto “Mariano Matamoros” de Morelos, para proceder a otorgarle protección consular por su nacionalidad estadounidense.

Una fuente diplomática no identificada dijo al rotativo que si se confirma la ciudadanía estadunidense del menor, éste recibirá los mismos servicios consulares que obtiene cualquier ciudadano de ese país que es arrestado en el extranjero, y que incluyen visitas oficiales, revisiones a su salud y acceso a un abogado defensor.

Por otra parte, registros de la Corte del condado de San Diego revelan que en 1997, un año después del nacimiento de Edgar N, Yolanda Jiménez Lugo y otro acusado se declararon culpables de posesión de cocaína con la intención de venderla.

Ambos fueron sentenciados a 90 días en prisión y tres años de libertad condicional.

El pasado viernes 3, Edgar “N” fue detenido en Morelos por elementos del Ejército cuando intentaba huir hacia Estados Unidos junto con dos de sus hermanas, Lina Erika y Elizabeth, quienes el lunes 6 fueron arraigadas por 30 días, a fin de que el Ministerio Público las investigue por su presunta comisión en los delitos de privación ilegal de la libertad en la modalidad de secuestro, delincuencia organizada, contra la salud y lo que resulte.

El día de su captura, Edgar confesó haber degollado por lo menos a cuatro sujetos del cártel de los Beltrán Leyva que después aparecieron desmembrados y colgados en un puente vial de la autopista Cuernavaca-México, hace aproximadamente dos meses.

Según declaraciones citadas por medios locales, El Ponchis dijo que era el encargado de decapitar y levantar cadáveres, pero todo eso lo hacía bajo los efectos de la droga que le obligaban a consumir.

"Me decían que si no lo hacía me iban a matar. Yo nada más los degollé. Ellos me obligaban", puntualizó.

Edgar afirmó que pertenecía al CPS, una célula que Héctor Beltrán Leyva, El H, lidera desde que fue ultimado su hermano Arturo, en diciembre de 2009.

El menor declaró que por degollar a los rivales del CPS recibía como pago 2 mil 500 dólares y a veces le pagaban en pesos mexicanos.

Mencionó que fue El Negro (Julio de Jesús Radilla Hernández o Julio Jesús Padilla Hernández) quien lo comenzó a drogar desde los 12 años y que un día lo "levantaron" y le advirtieron: "Si no trabajas con nosotros te vamos a matar". Desde entonces se unió al CPS.

Comentarios