Descalifica STPS protesta barzonista

martes, 16 de febrero de 2010

MÉXICO, D.F., 16 de febrero (apro).- La Secretaría del Trabajo y Previsión  Social (STPS)  censuró hoy la actitud asumida por un grupo de simpatizantes de El Barzón que se manifestaron hoy frente a la residencia particular del titular de esa dependencia, Javier Lozano, ubicada en la delegación Cuajimalpa.
De acuerdo con reportes de la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal (SSPDF), el grupo de manifestantes llegó a la colonia Vista Hermosa aproximadamente a las 8:00 horas, luego de marchar por la carretera México-Toluca, y colocaron ataúdes y flores frente a la casa del funcionario federal para reclamar por las políticas laborales.
    En un comunicado, la STPS señaló que se trató de un acto de irresponsabilidad, agresión e intolerancia, que afecta los derechos de terceros con el pretexto de ejercer la libertad de expresión.
    “Son signos de intolerancia de grupos que, en lugar de buscar los caminos institucionales para el diálogo, optan por la vía de los hechos y de la provocación, con lo cual se afectan las vialidades y la paz publica”, puntualizó.
    De ahí, los barzonistas continuaron su camino hasta las instalaciones de la Procuraduría General de la República (PGR) donde realizaron otro plantón, para exigir la solución del caso Pasta de Conchos.
    Sobre esa demanda, la STPS apuntó que pretender ingresar a la mina, dadas las condiciones de inseguridad que prevalecen, “sería absolutamente irresponsable”.
     La STPS, agregó, no tiene facultades para ordenar o permitir dicho ingreso, “y además reprueba y descalifica cualquier acción tendiente a poner en riesgo la vida de más personas”.

Muñoz va a la STPS

Alejandro Muñoz, extesorero del Sindicato Mexicano de Electricistas y actual líder de la disidencia, acudió hoy a la STPS acompañado de un grupo de extrabajadores de Luz y Fuerza del Centro (LFC).
    Según Muñoz, en la reunión revisaron y evaluaron asuntos del organismo descentralizado, básicamente los apoyos y estímulos financieros proporcionados a los extrabajadores de LyFC para operar seis nuevas empresas, entre ellas Cable Sub de México, que proporciona mantenimiento a la red eléctrica subterránea de la paraestatal.
Explicó que esa empresa recibió como apoyo un cheque por la cantidad de 2 millones de pesos. Adicionalmente, se informó que se han proporcionado otros dos apoyos por un monto de 4 millones de pesos cada uno. La empresa emplea ya a 250 personas, de las 22 mil que se quedaron sin empleo.
Muñoz señaló que hay cuatro empresas más en proceso de adjudicación y que a la fecha ya han sido constituidas 28 franquicias formadas por extrabajadores de LFC.
     En la reunión también se trató el asunto de las jubilaciones, pago de seguro sindical y diferencias salariales en el caso de indemnizaciones laborales.
Sobre la contratación de extrabajadores de la extinta compañía, funcionarios de la CFE expresaron su compromiso de continuar con el proceso de selección y contratación en las actividades prioritarias, como linieros, auxiliares de empleo y especialistas en redes subterráneas.
Según Muñoz, alrededor de 3 mil 100 extrabajadores de Luz y Fuerza del Centro están calificados para ser recontratados.
El grupo de extrabajadores conoció los beneficios del Programa de Reconversión Laboral, operado por el Servicio Nacional de Empleo de la STPS. Y se informó que seis mil 257 extrabajadores de LyFC reciben capacitación a través de instituciones educativas como el Colegio Nacional de Educación Técnica Profesional (Conalep) y los Centros de Capacitación para el Trabajo (CECATIS).
Cada beneficiario percibe una beca equivalente a 3 salarios mínimos de zona económica “A”, así como un apoyo a transporte, lo que representa un total de más de 5 mil pesos mensuales.

Comentarios