Corte rechaza controversias de gobiernos panistas sobre bodas gay

viernes, 19 de febrero de 2010

MÉXICO, D.F., 19 de febrero (Apro).- La Suprema Corte de Justicia de la Nación rechazó por improcedentes las controversias constitucionales interpuestas por los gobiernos panistas de Morelos, Guanajuato y Tlaxcala en contra de la ley del Distrito Federal que permite los matrimonios homosexuales.

El ministro Sergio Valls Hernández emitió un acuerdo en el que rechazó las pretensiones de los gobernadores panistas, quienes intentaron el recurso para impedir que la ley tuviera efectos en sus estados.

Valls aseguró que los gobernadores Marco Antonio Adame, de Morelos, Juan Miguel Oliva, de Guanajuato, y Héctor Ortiz Ortiz, de Tlaxcala, carecen de legitimidad para presentar la controversia constitucional.

El ministro explicó que la ley aprobada por la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) no afecta su autonomía o atribuciones, por lo que no representa ningún agravio para sus ámbitos de gobierno.

La ley sólo rige en el DF, “con independencia de la validez que puedan tener en otro estado por mandato constitucional”, precisó.

Eso significa que las entidades cuyos gobernadores impugnaron tienen la obligación constitucional de reconocer las bodas homosexuales que se realicen en el Distrito Federal.

Valls subrayó que esa obligación no representa un problema de invasión de esferas estatales.

Los gobiernos de Jalisco y Sonora, también del PAN, anunciaron la semana pasada que se sumarían a las controversias constitucionales de sus colegas.

En enero pasado, el procurador General de la República (PGR), Arturo Chávez Chávez, acudió a la Corte para interponer una acción de inconstitucionalidad contra las reformas aprobadas por la ALDF y publicadas por el gobierno de la capital del país. Valls también está cargo de ese recurso.

Comentarios